Rímac: bala perdida alcanza a joven en su cama y le quita la vida

El hecho ocurrió un día antes de que la víctima celebrara su cumpleaños número 19.

Una bala perdida provocó la muerte de Nayeli Villarreal Salazar, una joven de 18 años, que vivía en el distrito de Rímac. La muchacha se encontraba durmiendo en su cuarto cuando el proyectil impactó en su cabeza.

La madre de la joven contó que aquella noche, horas antes de que su hija cumpla 19 años, escuchó un ruido extraño al que no le dio importancia y pensó que eran generados por las mascotas de la casa.

“Escuché que era como un cohetecillo, pero no tomé mucha importancia porque tengo dos gatos y dije ‘seguro el gato ha saltado y sonó la calamina’”, dijo Jenny Villareal, madre de la víctima para el noticiero América Noticias.

Fue su otra hija quien le avisó que Nayeli estaba inconsciente. Tras dar aviso a la Policía Nacional del Perú, determinaron que la causa de la muerte de la joven fue un impacto de bala en la cabeza que ingresó por el techo de calamina.

Los peritos de Criminalística hallaron en total tres casquillos de bala dentro de la casa. Por lo que la madre aclaró que no tenían problemas con nadie y no cree que sea una venganza en contra de su familia.

La mujer consideró que los disparos eran dirigidos para uno de sus vecinos, pero prefirió mantener su identidad en reserva.

“Que la Policía esclarezca este caso, que agarren a los responsables o responsable porque no es justo que uno esté descansando y le caiga una bala perdida. No es justo”, agregó Jenny Villareal.

Te puede interesar

SÍGUENOS