Cuatro opciones de loncheras saludables para el regreso a clases

El T- Coach de nutrición, Gabriel Conroy Ferreccio, brindó algunas opciones de loncheras para mejorar el rendimiento de los pequeños.

Ha llegado ese momento del año en el cual empezamos a ver mucho de los movimientos comerciales con miras al regreso de la temporada escolar y, con ellos, mucha expectativa sobre el progreso de los hijos y sus nuevos retos.

Por este motivo, Gabriel Conroy Ferreccio, T- Coach de nutrición de Teoma, brinda algunas opciones de loncheras saludables, equilibradas y potenciadas con nutrientes orientados a mejorar el rendimiento de los pequeños, tanto académica como físicamente.

1. Una lonchera debe tener una base de carbohidratos, no hay que temerles a estos, porque representan la principal fuente de energía para que puedan sostenerse en todas las actividades que enfrentarán en su día. Estos deben estar acompañados de la mayor cantidad de vitaminas y minerales, dependiendo de la cantidad de carbos que contenga. Podemos incluir, como aporte principal, el pan integral o frutas como arándanos, fresas, aguaymantos, kiwi, mango, tuna, higos, de acuerdo con cada estación.


 
2. Debemos complementar la energía de los carbohidratos con la funcionalidad de las grasas. Algunas de las opciones que más recomienda son los frutos oleaginosos (almendras, pecanas, nueces y/o castañas), palta, aceitunas o semillas de girasol. Estos productos aportan principalmente omegas, ácidos grasos monoinsaturados y selenio, los que mejoran la concentración y memoria de los jóvenes; son muy importantes para el rendimiento académico. Otra opción que a los niños les gusta mucho es la mantequilla de maní.

3. El factor proteico es muy importante para la etapa de crecimiento por la que están pasando. Las opciones más sencillas son el pollo deshilachado, sin mayonesa de preferencia, el huevo duro, pasado o escalfado, el jamón y el queso. Es importante cocinar bien estos productos para absorber y aprovechar de la mejor manera las proteínas que nos aportan. Además un secreto que menciona el especialista, en esta sociedad donde los índices de anemia van en aumento, es un arma secreta: mezclar 2 huevos revueltos con una cucharada de sangrecita. Esta brinda proteína, hierro y vitamina B12, los insumos necesarios para producir glóbulos rojos.

4. La hidratación es muy importante para mantener a los niños estimulados y atentos durante las clases. La flor de Jamaica y el té verde o de kion, endulzados con un poco stevia, son las mejores opciones.

Recuerda llevar a cabo estas recomendaciones para obtener beneficios reflejados en como rinden los pequeños del hogar en la etapa académica. Es importante fomentarlos a tomar una actividad deportiva para llevar en paralelo al estudio. Esto beneficia enormemente a la disciplina, concentración y la disposición a generar relaciones sociales con sus compañeros.

Te puede interesar

SÍGUENOS