La vida oculta de la hijas de Vladimir Putín: ¿Quién recibió la vacuna contra la COVID-19?

Conoce todo sobre Katia y María, las jóvenes que tomaron identidades falsas durante toda su vida. Una de ellas fue voluntaria a la inoculación de la COVID-19.

Esta mañana, Vladimir Putín, presidente de Rusia, dio una noticia de esperanza al confirmar que su país registró la primera vacuna eficaz contra el coronavirus, la cual fue aplicada a una de sus hijas por el método de inoculación.

“Una de mis hijas se aplicó esta vacuna. Creo que participó en los experimentos”, refirió el mandatario. Además, agregó que pese a la poca fiebre que tuvo (38° C) el día en el que se le aplicó la inyección, no pasó a mayores. 

Según medios rusos, el mandatario no brinda información de su familia, por lo que por mucho tiempo la prensa desconocía los datos de las hijas.

La vida oculta de las hijas de Vladimir Putín

Sin embargo, en los últimos años, Vladimir Putín terminó con las diferentes versiones a medias que los medios de comunicación habían dado a conocer y señaló que sus hijas optaron por identidades falsas para poder llevar una vida normal.

Ante esta información, muchos se preguntan cuál de las hijas del mandatario fue voluntaria a probar la vacuna "Sputnik V". Aquí te lo contamos.

¿Quién es Mariya Putina?

También conocida como Maria Vorontsova (35), es la hija mayor del presidente ruso Vladimir Putín y Lyudmila Putina, exesposa del mandatario.

La primogénita al igual que su hermana menor optaron por usar los apellidos de sus abuelas para así poder estudiar en distintas entidades educativas en Rusia.

Mariya optó por estudiar biología en la Universidad Estatal de San Petersburgo y se graduó en medicina en la Universidad Estatal de Moscú .

Según medios rusos, la hija mayor sueña con encontrar la cura del cáncer y actualmente está por unirse a un proyecto llamado "Genoma de los rusos", que refiere a una búsqueda de 'defectos genéticos' de los residentes de Rusia.

¿Quién es Katerina Tíjonova?

La segunda hija de Vladimir Putín y Lyudmila Putina nació al año siguiente del nacimiento de su hermana Mariya. Actualmente está por cumplir los 34 años.

A diferencia de su hermana mayor, Katerina optó por priorizar el mundo del arte. Es una bailarina acrobática y ejecutiva rusa.

Además de ser bailarina, Katia es una genia de las matemáticas y la física: en febrero de este año fue elegida para liderar un nuevo instituto de investigación sobre inteligencia artificial en la Universidad de Moscú, con un presupuesto de mil millones de rublos, unos 13,7 millones de euros.

Es directora de dos iniciativas en la Universidad Estatal de Moscú: la Fundación Nacional de Desarrollo Intelectual (NIDF) y el Centro Nacional de la Reserva Intelectual (NIRC).

¿Cuál de las hijas de Vladimir Putín recibió la vacuna contra la COVID-19?

Tras haber afirmado que una de sus hijas fue inoculada con la vacuna contra la COVID-19, el presidente de Rusia, Vladimir Putín, señaló que ella "se siente bien y tiene un alto número de anticuerpos”. Sin embargo, no confirmó cuál de sus dos hijas (Mariya Putina o Katerina Tikhonova), recibió la vacuna contra el coronavirus

Te puede interesar

SÍGUENOS