Dr. Pérez-Albela recomienda jugo de beterraga para bajar la presión

Un estudio reveló que la tensión arterial se reducía en un período de 24 horas tanto en pacientes que habían tomado pastillas de nitrato como en aquellos que bebían jugo de betarraga.

Durante muchos años han existido métodos naturales para combatir una gran cantidad de enfermedades que nos aquejan, ya sea hereditaria o por desarreglos. Según el Dr. Pérez-Albela, si no contamos con recursos para ir a una farmacia y comprar una pastilla, existen varios insumos en nuestro hogar capaces de calmar nuestra dolencia.

Entre el universo de frutas y/o verduras que nos rodean se encuentra la beterraga, o también llamada remolacha, la cual es capaz de combatir afecciones en la sangre gracias a su alto contenido de hierro y, además, de contener propiedades anticancerígenas.

De acuerdo a un estudio publicado por la revista médica estadounidense Hypertension, los pacientes que sufren de presión arterial presentaron un alivio 24 horas después de haber tomado pastillas de nitrato, un mismo efecto que sintieron aquellos que tomaron jugo de betarraga. Dicha bebida, natural y económica, resultó efectiva contra la hipertensión.

Asimismo, otra investigación realizada en Reino Unido, concluye que ingerir todos los días medio litro de jugo de remolacha combate de manera significativa la presión arterial en personas con valores normales.

"Demostramos que la betarraga y las cápsulas de nitrato son igualmente eficaces para reducir la tensión arterial, lo que indica que existe un contenido de nitrato en el jugo de betarraga en el que se encuentra su potencial reductor de la presión", afirmó Amrita Ahluwalia, autora del estudio.

El poder de la beterraga

La investigación revela que el contenido de nitrato inorgánico existente en la betarraga se transforma en nitrito al ser ingerido y luego los jugos gástricos lo convierten en óxido nítrico. Este gas tiene un efecto dilatador de los vasos sanguíneos, logrando mantener la presión baja.

"Aunque se usó la remolacha para este estudio, parece que lo importante aquí son los nitratos", señaló Victoria Taylor, de la Fundación Británica para el Corazón, quien reconoció que se necesitan más estudios para confirmar estos hallazgos.

Te puede interesar