Mujeres ebrias se burlaron e insultaron a policías durante intervención

No les importó la cuarentena ni exponerse al nuevo coronavirus. Señoritas en estado de ebriedad no tuvieron reparos en burlar el toque de queda para irse de fiesta.

Un grupo de mujeres en evidente estado de ebriedad fueron intervenidas por agentes de la Policía Nacional. Sin importarles la difícil situación que se vive por el coronavirus, ellas no tuvieron el mínimo respeto por los miembros de la institución, quienes intentaron persuadirlas para que guardaran el orden.

Pese a la intervención, se mostraron desafiantes con la autoridad e insultaron a los oficiales y militares. Producto del alcohol, las mujeres protagonizaron un lamentable episodio que quedará grabado en la retina muchos usuarios, ya que en estos momentos la situación por la COVID-19 viene cobrando muchas vidas y poniendo en vilo a miles de familias en el país.

Dos de ellas, como si no les importara contagiarse, se retiraban la mascarilla delante de los policías. La que iba con un overol azul se retiro el barbijo y se puso a probar un chupetín, misma niña engreída; mientras que su otra compañera se resistía a ser desinfectada con al alcohol y lejía.

“Cosita buena, cosita mala.¡Foto para el feis, Jazmín!”, se oye decir a una de las detenidas al mismo tiempo intentaba bailar, realizando mofas en todo momento.

Esas no fueron las únicas palabras que dijeron las féminas, sino que también lanzaron palabras de alto calibre, sin importar el sacrificio que vienen realizando los miembros de la Policía Nacional del Perú y el Ejército Peruano.

En tanto, uno de los agentes intentó detener el escándalo de las mujeres, pero fue en vano.

“¿Crees que está de paseo? ¡Cállese la boca!”, increpó un oficial con evidente incomodidad frente al deplorable accionar de las ciudadanas.

Ellas fueron desinfectadas con alcohol y lejía para evitar la proliferación del nuevo coronavirus. Hasta el momento se desconoce en qué parte del interior del país ocurrió este lamentable episodio. Pese al desorden y gritos de las intervenidas, fueron llevadas a la comisaria del sector.

Te puede interesar

SÍGUENOS