Encuentran a bebé lactando del cuerpo de su madre asesinada minutos antes [VIDEO]

Un familiar encontró al recién nacido colgando del pecho de su madre. Al parecer, los asesinos lo pusieron allí para que no llorase.

En Ecuador, una desgarradora escena fue protagonizada por una mujer y su bebé de a penas 20 días de nacido quien se hallaba colgado del seno de su madre, pese a que esta había sido asesinada por desconocidos en su vivienda ubicada en una zona despoblada del cantón Montecristi, en la provincia de Manabí.

El cadáver presentaba varias heridas realizadas aparentemente con un arma punzocortante. La hermana de la mujer quien había llegado a visitarla se encontraba en las mismas condiciones. Los familiares de las hermanas Paulina Gema Cabrera lamentaron el asesinato de ambas.

Según información policial, las dos mujeres habrían sido atacadas con un machete. En la escena del crimen fueron hallados dos niños, una menor de 6 años con habilidades diferentes, quien sería la hija mayor de Gema y otro de apenas unos días de nacido.

Miguel L., allegado de las fallecidas, narró que presuntamente al niño recién nacido lo habrían dejado en el pecho de su madre ya fallecida para que no llorara y nadie notara el hecho. “Están degolladas, les han quebrado las manos”, narró el hombre.

La niña sería la que llamó a su abuela para contarle lo que había ocurrido en el interior de la rústica vivienda de caña de sus padres. Al llegar al lugar, vecinos y familiares se enteraron de la muerte de las hermanas ocurrido el viernes 12 de junio cerca de las 11 de la noche.

La Policía se encuentra realizando las investigaciones y no ha dado detalles sobre el lamentable deceso; sin embargo, preliminarmente se conoce que el conviviente de Gema, salió a trabajar y ella quedó al cuidado de su hija y de su niño.

Cerca del mediodía, habrían llegado unos hombres a bordo de motocicletas para acabar presuntamente con la joven. A la otra mujer también la asesinaron. Se espera establecer si lo hicieron para no dejar testigos o la eliminaron por defender a la hermana.

Se cree que los hombres, tras matar a sus víctimas, cargaron al infante con sus manos ensangrentadas y lo pusieron sobre el pecho de la madre para que se alimente. La Policía señaló que la ropa del niño estaba manchada de sangre, aunque tampoco se descarta que la misma le haya salpicado mientras era asesinada, manifestó el fiscal Adolfo Acosta.

Una dama que se identificó como Angela, dijo que su cuñada Paulina Cabrera es madre de un niño de 9 meses. “Ella vivía en el barrio Bellavista y fue donde la hermana a visitarla porque tenía 21 días recién de haber dado a luz. Queremos justicia”, pidió. La Policía Nacional y sus unidades especiales revisarán cámaras de la vía Circunvalación y de las urbanizaciones cercanas para dar con el paradero de los responsables.

Con información de: La República.

Te puede interesar