La Reina Letizia se enfunda un vestido después de 80 días y elige un clásico de Carolina Herrera

La reina Letizia retomó uno de sus outfits favoritos: vestido y tacones, para su más reciente reunión protocolar en España. 

Letizia Ortiz ha vuelto a retomar sus actos en el Palacio de la Zarzuela en España con más estilo que nunca. Después de varios meses en los que llevaba looks sobrios y sencillos durante sus videoconferencias la Reina al fin se animó desempolvar del guardarropa uno de sus vestidos preferidos.

Sabemos que la pandemia por el coronavirus tiene a la royal tan ocupada y consternada que no hay tiempo para enfocarse en outfits muy elaborados. Sin embargo, pararnos frente al espejo y ponernos un vestido elegante puede ayudar a subirnos el ánimo también.

El nuevo outfit de Letizia Ortiz

Esta vez la reina Letizia demostró su buen gusto una vez más al elegir un vestido negro, wrap, nada más ni menos que de la línea de la gran diseñadora venezolana Carolina Herrera. Un modelo que la esposa de Felipe VI ya lo había estrenado en enero en otra audiencia dentro del propio palacio.

En el mundo hay miles de víctimas de por la COVID-19 y por ello Letizia Ortiz no puede prescindir de los tonos oscuros en sus looks. Y si hablamos de la forma del vestido el estilo wrap permite afinar su silueta y los polka dots son una buena opción cuando se trata de disimular cualquier exceso de grasa que se haya podido ganar en esta cuarentena.

Cabe destacar que la combinación que realiza Letizia va perfecto con esta temporada de otoño pues una falda extensa con mangas largas y unas botas altas son el match perfecto para esta temporada. Aunque esta vez la royal, pues en España se encuentran en verano, la sincronizó con unas sandalias de tacón. 

Y si bien la reina utilizó este look para recibir a una representación de emprendedores de South Summit e innovadores tecnológicos y sociales de Ashoka España, nosotros también podemos jugar con nuestras prendas y buscar un estilo que nos asiente bien estando en casa. De vez en cuando ponerse un vestido bonito para no olvidar lo bien que nos quedan no está de más.

Te puede interesar