¿Lechuga para tus axilas? Acaba con el mal olor gracias a este truco casero

¡Abraza sin miedo! Aprende este tip de belleza para combatir el mal olor de las axilas que afecta el cuidado de la piel.

A nadie le agrada lidiar con el mal de olor que emanan las axilas. Y es que, sobre todo, en esta temporada de verano el cuidado de la piel y la higiene personal deben ser dos aspectos que ninguna persona debería descuidar.

Sabemos que el exceso de transpiración puede jugarnos una mala pasada de vez en cuando y por ello hemos encontrado un remedio casero para combatir esta problemática tan incómoda.

¿Qué es lo que produce el mal olor en las axilas?

De acuerdo a Manuel Fernández, dermatólogo del grupo Pedro Jaén, cuando hay un olor muy intenso y desagradable en las axilas se trataría de bromhidrosis. Esta enfermedad sería al causante del fuerte olor en esa parte del cuerpo debido a que el sudor entra en contacto con bacterias de la piel lo que ocasiona una descomposición.

Así, este problema que aqueja a tantas personas se debe a un mal funcionamiento de las glándulas apocrinas que se encuentran principalmente en las axilas, pies y genitales y no a un exceso de sudoración.  

Ojo, si ya tienes un olor muy fuerte entonces deberías acudir al dermatólogo, de lo contrario, podrías optar por este sencillo remedio para mitigar ese olorcillo molesto.

¿Qué beneficios tiene la lechuga para la piel?

La lechuga es un vegetal con el que podemos aplicar algunos trucos de belleza que prometen ayudar en el cuidado de nuestra piel.

Por ejemplo, el jugo de la lechuga ayuda a disminuir las manchas que aparecen con el paso de los años. Solo necesitas hervir medio litro de agua a fuego muy lento durante dos horas y cuando esté fría colocarla con ayuda de un algodón, una vez al día, en la zona afectada.

También puedes mezclar el líquido que obtienes de la lechuga con un par de cucharadas de miel y algunas gotas de zumo de limón para crear una mascarilla que mantenga tu piel suave e hidratada.

¿Cómo quitar el mal olor de las axilas con una lechuga?

Si bien no existe evidencia científica sobre este truco casero, de acuerdo a las creencias populares es una muy buena opción para frenar los malos olores.

Y es que el jugo de la lechuga ayudaría a modo de desodorante natural. Para potenciar sus efectos vamos a agregarle unas gotas de zumo de limón y vinagre de manzana.

¿Qué necesito?

-4 lechugas

- 1 cucharadita de zumo de limón (5 ml).

-¼ de taza de vinagre de manzana (62 ml).

-1 recipiente con spray.

Primero tritura las lechugas hasta obtener media taza del líquido. Luego hay que mezclar todos los ingredientes en el recipiente con spray y agitar muy bien. Puedes aplicarlo todos los días para mantener la frescura en tus axilas.  

Te puede interesar