Así se vive la nueva normalidad en los salones de belleza a un mes de su reapertura

Si estás pensando en asistir a un salón de belleza conoce qué medidas de bioseguridad deberían tener y cómo han cambiado los servicios.

Los salones de belleza y peluquerías en Perú tuvieron que cerrar sus puertas a causa de la pandemia por el nuevo coronavirus un 15 de marzo de este vertiginoso 2020, fecha en que se decretó el estado de emergencia y cuarentena en el país.

No obstante, tres meses después, y luego de haber cumplido con las medidas de bioseguridad requeridas por el Gobierno, 40 000 negocios, asociados al Gremio Juntos por la Peluquería, han vuelto a retomar sus actividades luego de una larga espera. Pero, ¿cuáles son estos cambios y cómo se ha transformado la experiencia de asistir a un salón de belleza?

Para responder a estas preguntas visitamos las instalaciones de Soho Color, uno de los centros de belleza más reconocidos y con mayor cantidad de locales a nivel nacional.

¿Qué medidas de bioseguridad debemos esperar al regresar a los salones de belleza?

Antes de que estallara la pandemia por la COVID-19 era totalmente normal toparnos con cualquier local lleno de clientes o con decenas de ellos aguardando por una cita. Sin embargo, dicha realidad ha cambiado y ahora solo se puede se puede atender por previa cita, con un aforo reducido al 50 % y se deben emplear mascarillas en todo momento.

Al ingresar al local de San Miguel te solicitan posar los pies por una bandeja de entrada para desinfectar tus zapatos y luego controlan tu temperatura para finalmente aplicarte un gel desinfectante. Luego de ello deberás esperar en un asiento en el que también está señalizado la distancia que debe separar a un cliente del otro.

Esta misma señalización de color amarillo se encuentra en todas las áreas de los diversos ambientes para que el cliente pueda identificar rápidamente los espacios y asientos que puede utilizar. Además, los implementos que emplean deben ser esterilizados y desinfectados luego de utilizarse con cada cliente.

Estas son las medidas básicas que debemos esperar para proteger nuestra seguridad. Pero, además, en dicha instalación te brindan una mascarilla extra, unos guantes de plástico y una bata del mismo material.

¿Cómo ha cambiado los servicios que ofrecen en los salones de belleza a causa del nuevo coronavirus?

Entre los servicios más demandados se encuentran los laceados, las mechas, los balayague y tratamientos capilares, según nos comentó la administradora del local de Soho Color en San Miguel. En tanto, el menos solicitado y que poco a poco ha ido sumando más clientes es la manicure. Y por el momento no pueden brindar el servicio de maquillaje o colocación de pestañas por la cercanía que requiere para realizarlo.

De otro lado, la famosa conversación de salón no ha perdido su esencia pues a pesar de algunas dificultades que pueden causar las mascarillas aún es posible mantener una charla con el estilista mientras efectúa su trabajo.

En suma, así como Soho Color, muchos salones de belleza, se han preparado arduamente para brindar seguridad y confianza con el fin de que las personas no sientan miedo al retornar a sus espacios. No obstante, recordemos que la tarea es de todos: mantener la distancia de dos metros y portar la mascarilla en todo momento serán claves que debemos preservar cada vez que vayamos a un centro estético.

Te puede interesar