Cubos de hielo de tomate y pepino: Remedio facial para cerrar los poros del rostro

Si quieres minimizar la grasa en la piel y cerrar los poros de tu rostro aplica este tip de belleza súper sencillo y efectivo. 

Los cubos de hielo son los mejores aliados de belleza cuando queremos evitar el exceso de grasa en la piel. Y es que este truco casero se ha convertido en uno de nuestros favoritos por su alta efectividad y la rapidez con que podemos realizarlo.

Sin embargo, todavía es posible potenciar sus beneficios si le agregamos algunos ingredientes naturales que además le aporten mayor suavidad e hidratación a nuestro rostro. Solo necesitas un poco de tomate, pepino y agua. ¿Te animas?

¿Qué ingredientes necesito?

Un pepino pequeño

Dos tomates

Media taza de agua.

¿Cómo lo preparo?

1.El primero paso es lavar, pelar y picar el pepino en trozos pequeños. Si no tienes un pepino pequeño puedes usar la mitad de uno grande.

2.Luego realiza el mismo procedimiento con el tomate.

3.Agrega ambos ingredientes a la licuadora junto con el agua.

4.Vierte el preparado en un molde para cubos de hielos y ponlo en el refrigerador.

¿Cómo lo aplico?

1.Cuando los hielos estén listos podrás desmoldar un par para comenzar con el tratamiento facial.

2.Utiliza un paño o tela delgada para envolver los cubos de hielo pues no es recomendable aplicarlos directamente en el rostro.

3. Luego comienza a frotarlos en tu cutis con movimientos circulares por un par de minutos, sobre todo, en la parte de la nariz y frente pues son las zonas que más tienden a engrasarse fácilmente.

 ¿Cuáles son los beneficios de aplicar hielo en el rostro?

-Cierra los poros abiertos

-Evita la aparición de puntos negros y espinillas

-Combate y previene las arrugas

-Rejuvenece la piel

-Estimula la circulación sanguínea

-Disimula las ojeras del rostro

-Desinflama la hinchazón en los ojos

Wapa recuerda que tu piel debe estar limpia y sin ningún rastro de maquillaje para que sea más efectivo este truco de belleza casero. Puedes realizar este tratamiento por las mañanas y las noches durante una semana, tiempo en que se conservan las propiedades del pepino y tomate congelado, aproximadamente.

Te puede interesar