Conoce que productos caseros puedes utilizar para exfoliar tus labios

Exfoliar los labios es un hábito que debemos realizar al menos dos veces por semana, ya que es parte del cuidado de la piel.

Debes haber escuchado en más de una ocasión que la exfoliación de labios solo le compete a quienes lo tienen resecos. Sin embargo, este debe ser un hábito que se debe incluir en tu rutina para el cuidado de la piel.

Los labios resecos se suelen originar por casos muy comunes como la falta de hidratación, es decir, el poco consumo de líquidos o por los cambios bruscos de temperatura.

El exfoliar los labios debe ser parte de tu tratamiento de belleza, ya que con esto no solo combates la resequedad de estos, sino que también retiras las impurezas y restos de maquillaje puedan haber.

Por ello te contamos de tres sencillas forma de exfoliar tus labios para que estos siempre luzcan hermosos a la hora de maquillarlos.

1. La primera opción que te presentamos se trata de mezclar una cuchara de café molido y dos de aceite de oliva. Esta combinación debes aplicarla en los labios mientras masajeas suavemente con la yema de los dedos.

2. Otra clásica opción es combinando en un pequeño recipiente una cucharita de miel de abeja y una de azúcar, luego pasarlo por los labios. De esta forma no solo retirarás los molestos pellejitos, si no también obtendrás unos labios suaves y dulces.

Exfoliación

3. La siguiente opción consiste en mezclar una cucharada de vaselina y una cucharadita de azúcar.

Un tip de belleza que no debes olvidar es:

- Si sufres de labios resecos, te recomendamos que uses mantequilla de cacao o un bálsamo. De esta forma evitarás que estos se agrieten durante el día.

hIDRATAR LABIOS

- Cuando compres labiales primero revisa que estos tengan propiedades hidratantes para que no sufras de resequedad.

- Recuerda que es importante que consumas por lo menos dos litros de agua, según lo señalan los expertos.

Beber agua

DATO IMPORTANTE:

Recuerda que antes de usar algún producto para la piel o el cabello, es mejor consultar a un especialista para que te asesore. No todos tenemos el mismo tipo de piel, es por eso que debemos ser precavidos. No siempre lo que te hace bien a ti, le puede hacer bien al resto. 

Te puede interesar