¿Cómo lograr un trabajo en equipo exitoso gracias al tele liderazgo?

Una nueva competencia que se ha implementado como una alternativa de trabajo para continuar con la sostenibilidad de los negocios durante la cuarentena.

La crisis sanitaria y económica que estamos viviendo en todo el mundo como consecuencia de la pandemia por la covid-19 nos ha llevado a reinventarnos laboralmente, pues se ha tenido que implementar formas de trabajo alternativas y/o complementarias para continuar con la sostenibilidad de los negocios.

Esta nueva plataforma laboral ha traído desafíos de comunicación, pues muchas empresas no se encontraban preparadas para ejercer este tipo de trabajo. El tele liderazgo está orientado a los líderes como una competencia clave para gestionar equipos y lograr resultados óptimos.

Beatriz Cárdenas, comunicadora social y coach ejecutivo, especializada en trabajo de equipos, nos comenta que muchas empresas se han sumado al teletrabajo para adaptarse al nuevo entorno, donde los líderes cada vez adquieren nuevas competencias y conocimientos para afrontar la digitalización que permitirá el desarrollo exitoso de sus roles.

(Foto/freepik)

Por tal motivo la especialista nos brinda cuatro recomendaciones que debemos tener en cuenta para ejercer un tele liderazgo exitoso desde casa:

Relaciónate más con el equipo y muestra interés genuino

Sé empático. Piensa y siente que tu equipo está en las mismas condiciones que tú; por lo tanto, antes de iniciar la reunión pregúntales ¿cómo están?, ¿cómo iniciaron el día?, ¿tienen alguna dificultad hoy?, ¿qué les costó realizar?

Cambia tu mentalidad

Concientiza que estamos en un cambio de época y esto será el punto de partida. Mantente siempre en “fase beta”, que consiste en una nueva actitud ante el aprendizaje y en mantenerse en un estado de evolución en cada uno de nuestros proyectos. Todo puede ser mejorado, nada está terminado.

Cultiva la innovación 

Es el mejor camino para que una organización sobreviva a las exigencias del mercado y a las necesidades de sus clientes; para ello, facilita el cambio dentro de tu equipo, más aún el tecnológico, propicia la creatividad, considera que todas las ideas pueden ser escuchadas y les dan pase a otras nuevas, esta práctica crea una cultura de aprendizaje en el equipo.

Potencia la responsabilidad y motivación

Para incentivar el cambio es vital definir objetivos, funciones y fomentar la autonomía y confianza en uno mismo y en cada miembro del equipo. Con estas pautas, conseguiremos que el colaborador sea resolutivo y evitaremos la desmotivación ante lo que inicialmente no pueda realizar. Brinda un soporte constante.

Te puede interesar