¿Crees estar en la dulce espera? 10 pruebas caseras para saber si estás embarazada

Mira estos tests de embarazo hechos en casa: económicos, elaborados con utensilios que tenemos en el hogar y seguros. 

Desde tiempos inmemoriales nuestras abuelas vienen realizando pruebas de embarazos con elementos caseros y accesibles.

¿En qué se basan científicamente los test de embarazo caseros?

La mayoría de test de embarazo de los que venden en las farmacias o lo de sangre realizados por médicos, son los únicos que tienen un gran porcentaje de efectividad y se basan en detectar la hormona hCG o Gonadotropina Humana que se encuentra en la orina y que se genera en dosis elevadas cuando estamos embarazadas. 

Por ello, lo más recomendable es utilizar la primera orina de la mañana, ya que, es el momento en que se acumula la mayor cantidad de hormonas.

¿Qué tan fiables son los test de embarazo caseros?

Pese a que muchas mujeres afirman y respaldan estas pruebas caseras de embarazo, la ciencia no ha confirmado su efectividad, por el contrario, son las que tienen el mayor índice de error.

La idea de estas pruebas tiene un finalidad un poco más divertida. Una manera de probar algo que seguramente venimos sospechando. Sin embargo, si realmente necesitas saber si estás embarazada, no te arriesgues sólo con estos test, ya que hay muchas probabilidades de que no te funcionen. 

 

Recuerda que si tienes sospecha de embarazo, será mejor hablar con un especialista en salud para llevar un control adecuado. 

¿Cómo saber si estoy embarazada en casa?

En las siguientes líneas te compartimos 10 test caseros de embarazo fácil para descartar tus sospechas.

Prueba casera de embarazo con vinagre 

Uno de los test de embarazo más populares entre nuestras abuelas ya que todos solemos tener vinagre en casa.

Para realizar la prueba deberás recoger la orina de la mañana en un vaso de cristal que puedes esterilizar con agua caliente. Deja reposar la muestra por unos 20 minutos sin remover.

Resultado positivo: sabrás que fue positivo si se forma una espuma o la mezcla cambia de color.

Resultado negativo: si permanece normal es negativo.

Prueba casera de embarazo con jabón

Para esto necesitarás una pastilla de jabón sin usar, mucho mejor si es de cuaba o jabón Lagarto. Paso seguido, recoge tu orina en un vaso limpio.

En otro recipiente de cristal introduce la pastilla de jabón y vierte la orina sobre el jabón hasta que lo cubra por completo, luego, agítalo. 

Resultado positivo: Si el jabón burbujea y hace espuma, significa que estás embarazada. 

Resultado negativo: si no hay ninguna reacción, es negativo.

Prueba casera de embarazo con flujo vaginal

Para esta prueba no vamos a necesitar ninguna muestra de orina, lo que haremos es observar el color de tu flujo vaginal.

Es importante precisar que durante el ciclo menstrual, el flujo va cambiando de color y textura, sin embargo, cuando quedamos embarazadas el flujo se torna de color claro, casi transparente y no varía a lo largo del mes.

Observa detenidamente por varios días y si tienes el flujo muy clarito es un síntoma de que puedes estar embarazada.

Prueba de embarazo casera de la aguja

Decidimos incluirlo en la lista, a pesar de no ser el método más fiable, sin embargo, nuestras abuelas le tenían mucha fe.

(Foto/eresmama)

La prueba trata de una especie de juego que puedes realizar con una aguja e hilo, o con una cadena y un colgante.

Enhebraremos una aguja con un hilo de unos 30 cm y hacemos un nudo en el extremo.

Échate boca arriba, y pídele a un ayudante que sujete el hilo por el extremo del nudo a una distancia de unos 10 cm sobre tu abdomen, quedándose la aguja en suspensión y totalmente quieta. Sé paciente.

Espera para que a lo largo de unos minutos la aguja se empiece a mover. Si se mueve es positivo, y si no negativo.

Con este test, según las creencias, también te permitía adivinar si será niño o niña. Si se mueve en sentido lineal será varón y si se mueve redondo será mujercita.

Prueba de embarazo casera con orina caliente

Para este test necesitaremos un recipiente de metal. Recoge tu orina y échala lentamente al bowl. Llevar a ebullición durante unos minutos. Espera que enfríe y observa detenidamente. 

Resultado positivo: si se ha formado una capa cremosa sobre la superficie, estás embarazada.

Resultado negativo: si la mezcla se ve transparente, el resultado es negativo.

Prueba del azúcar

En este caso deberás colocar tres cucharadas grandes de azúcar en un recipiente y luego deberás orinar sobre el azúcar para luego ver la siguiente reacción.

Resultado positivo: si el azúcar se empieza a formar bloques o grumos, estás embarazada.

Resultado negativo: Si el azúcar se disuelve, el resultado es negativo.

Prueba del cloro

Deberás orina en un recipiente totalmente limpio y seco, luego deberás colocar un chorrito de cloro. Cuando la orina y el cloro se funden es cuando sabrás los resultados.

Resultado positivo: en el caso que el cloro reacciona y la mezcla comienza a hacer como una efervescencia o espuma, significa que si estás embarazada.

Resultado negativo: si la mezcla de la orina y cloro apenas se altera o produce muy pequeños cambios en cuanto al color y la consistencia, entonces no estás embarazada.

Pasta dental

Para esta prueba necesitarás colocar un poco de pasta de dientes sobre un plato limpio. Sobre el dentífrico añades unas gotas de orina.

Resultado positivo: Si al cabo de unos minutos la pasta reacciona, es decir, comienza a hacer algo de espuma o burbujear, y hasta puede llegar a tomar color azulado, entonces estás embarazada.

Resultado negativo: Si nada sucede y la pasta sigue igual no hay embarazo.

Prueba de orina refrigerada

Una de las pruebas a las que puedes recurrir es esta en la que solo deberás orinar en un frasco de vidrio, que debe estar completamente seco y limpio. Luego, deberás colocarlo en tu refrigerador toda la noche, o al menos unas cuantas horas hasta que se enfríe.

Resultado positivo: si se ha formado una espuma blanca en la superficie entonces es que estás embarazada.

Resultado negativo: si esa espuma o partículas van hacia el fondo el resultado, significa que no estás embarazada.

Prueba del aceite 

Para esta prueba tendrás que colocar un chorrito de aceite en un frasco con tu orina.

Resultado positivo: si cuando echas el aceite las gotas comienzan a unirse y se funden formando sólo una “gran gota” significa que estás embarazada.

Resultado negativo: si el aceite se divide en pequeñas gotas el resultado será negativo.

Test de embarazo caseros más efectivos

Mira este vídeo y sal de dudas sobre un posible embarazo. 

Te puede interesar