¿Cómo reacciona nuestro cerebro al usar y dejar de utilizar el maquillaje?

El maquillaje ha pasado a segundo plano en tiempos de cuarentena. Descubre cómo afecta al cerebro el uso de los cosméticos. 

En estos días de cuarentena muchas mujeres han dejado de utilizar maquillaje lo cual ha generado un cuestionamiento sobre la relación que cada una tiene con esta herramienta de belleza.

Y es que al no salir de casa ya no existe esa necesidad de maquillarse a diario como solían hacerlo por costumbre dentro de su rutina. En ese sentido, expertos comentan cómo reacciona el cerebro frente a esta situación.

Disminución del uso del maquillaje en cuarentena

De acuerdo a la información que compartió el portal Nueva Mujer algunos especialistas debaten cómo funciona nuestro cerebro cuando utilizamos maquillaje.

“Cuando nos maquillamos estamos enviando un mensaje a nuestro subconsciente que estamos defectuosos y que esos defectos deben estar cubiertos u ocultos”, comenta la psicoterapeuta holística, Jennifer Pepper.

En ese sentido, Pepper explica que las personas se sienten más a gusto al cambiar su apariencia e identificarse más con esta versión pues afecta directamente a cómo se siente uno mismo.

Sin embargo, hay quienes han incorporado el labial, la base, los polvos y todos los cosméticos del maquillaje dentro de su rutina por lo que en ese caso les afecta en mayor medida su ausencia.

"Para muchas de nosotras, nuestra rutina nos mantiene en alineación con nuestros objetivos. Si nuestra rutina incorpora el maquillaje, entonces tiene sentido que saltársela podría hacernos sentir un poco desequilibradas", revela la terapeuta Meaghan Rice.

Así cuando se rompe la rutina de maquillaje el cerebro reconoce esta falta y la percepción que tenía de la imagen proyectada por lo que puede tomar un poco más de tiempo al cerebro asimilar esta nueva imagen, según explica la especialista.

De una u otra forma este nuevo contexto, que nos ha permitido darnos un tiempo para valorar lo más esencial de la vida, también abre nuevos horizontes sobre el concepto que tenemos del maquillaje y la importancia que le dábamos. ¿Nos maquillamos para otras personas o para uno mismo? Si la respuesta es la segunda ¿por qué entonces muchas mujeres han desistido de maquillarse a ratos en casa? Interrogantes que vale la pena cuestionarse.

Te puede interesar