Perrita fue rescatada del maltrato y agradeció a sus padres adoptivos con 12 bebés cachorros

Audrey y Maynard se ganaron el respeto de la comunidad de Facebook luego de hacerse cargo de una labrador-retriever que sufría constantes abusos.

Boo es una perrita con mucha suerte que, luego de pasar muchos meses encerrada en un refugio, pudo conocer el verdadero significado de amor gracias a Audrey y Maynard, quienes decidieron compartir en Facebook la triste historia que envolvía a la mascota.

La pareja de esposos fue al rescate del animal, un cruce de labrador-retriever, luego de enterarse a través de las redes sociales que el indefenso ser era víctima de abuso físico por parte de las personas que estaban a cargo de la perrera.

Sin pensarlos dos veces, Audrey y Maynard fueron al rescate de Boo con la finalidad de llevarla a su casa para brindarle todos los cuidados necesarios. Sin embargo, su nueva familia tenía mucho trabajo por hacer debido a que la mascota se ponía muy nerviosa cuando una persona se le acercaba.

Pero los constantes mimos de sus papás humanos terminaron por romper la barrera que lo separaban y poco a poco empezaron a formar una bonita relación, tanto que llegó a un punto de que Audrey pensaba que se estaban excediendo con el tema de la alimentación porque la mascota estaba muy gordita.

El mejor regalo del mundo: ser padres

El aumento de peso de Boo generó mucha preocupación y los esposos decidieron llevar a la labrador-retriever al veterinario para que pudiera ser examinado; sin embargo, el doctor les comentó que no se trataba de una mala alimentación o alguna enfermedad, sino todo lo contrario: la cachorra estaba embarazada.

Audrey y Maynard no podían creerle y de inmediato sacaron una fotografía de su hija perruna y lo publicaron en sus perfiles de Facebook para hacer de conocimiento público que iban a convertirse, nuevamente, en padres.

Bienvenidos a su nueva familia

Los comentarios de sus conocidos en Facebook no paraban de llegar, había quienes le preguntaron de “cómo lo hicieron” si la casa donde viven ya no quepa una persona más, a lo que ellos respondieron con la foto familiar junto a la nueva Boo.

Tras varias semanas, la mascota dio a luz a doce hermosos cachorros labrador-retriever, quienes serán entregados en los próximos días a sus nuevas familias para que puedan ser llenados de amor y protección.

Formas de cuidar a nuestros perros

- Limpieza ante todo

- Sacar a pasear a nuestras mascotas cerca de casa

- Jugar juntos, siempre es una opción

Te puede interesar

SÍGUENOS