• https://wapa.pe/mujer/1428677-consejos-prevenir-dientes-torcidos-mala-mordida-ninos-padres-cuidado-dientes

Consejos para prevenir los dientes torcidos y una mala mordida en los niños

¿Cómo evitar los dientes torcidos y una mala mordida en tus hijos? Aquí te lo mencionamos.

Una de las cosas más temidas por todos los padres en lo que se refiere al tema dental de sus hijos, es que sus dientes no se formen derechos. Ante esta situación, en el siguiente artículo te mencionaremos los secretos para que los dientes de tus hijos salgan perfectos.

“Quizá le sea poco común el termino maloclusión, pero si le decimos que este se refiere a la presencia de dientes chuecos, respiración oral, bruxismo, inapetencia, mandíbula desencajada, masticación ineficiente, ruido o clic mandibular, entre otros, pues le será más fácil reconocer si su niño presenta alguna de estas complicaciones”, explica el Dr. Darío Meza experto en ortopedia funcional del centro odontológico Maxillaris.

Asimismo, para entender este problema, el especialista explica que “los maxilares son huesos importantes en la cara y en el cráneo que, al presentar alguna alteración, generan un crecimiento facial inadecuado y traerá problemas mayores de maloclusión que -como dijimos- alteran la forma en que encajan los dientes y la variación en la alineación de los maxilares”.

dentista

Teniendo en cuenta esto, el experto brinda una serie de consejos para ayudar a los padres a prevenir que su hijo tenga una maloclusión (dientes torcidos). ¡Atenta y toma nota!

1. Prescinda del uso de fórceps durante su parto. Se ha determinado que una simple presión en el cráneo puede alterar los maxilares de un recién nacido.

2. Encamina una buena lactancia, que ayudará a estimular la mandíbula de tu pequeño. El mayor tiempo prolongado de dar pecho a tu niño ayudará al buen crecimiento de sus maxilares.

3. Estimula en tu pequeño el ejercicio de la masticación, con el desgarre de sus alimentos y evita darle muchas papillas, alimentos licuados o deshilachados, así sus músculos se ejercitarán para un buen desarrollo de sus maxilares.

4. Procura estar atenta si respira por la boca, porque este mal hábito genera alteraciones en el crecimiento de los huesos maxilares, como deformaciones e incluso cambiando hasta su postura. Corrígelo a que cierre la boca para que aprenda a respirar por la nariz.

5. Evita que se chupe el dedo o que use chupones por encima de los tres años de edad, pues esto genera problemas en la posición de los dientes.

6. Impide que muerda sus uñas, ya que esto altera la posición de sus maxilares, además de generar un cambio en su mandíbula y que se manifiesta con los famosos “conejos” al abrir la boca.

7. Atenta a la presencia de ojeras, ardor de garganta o labios secos. Asimismo, al rechinamiento de dientes o bruxismo, pues está vinculado a la respiración alterada de tu niño, la misma que origina que ronque, se despierte por las noches y no descanse.

niña

Tras mencionar estos puntos, si crees que tu niño ya presenta, los padres pueden optar asistir con un médico dentista, el cual aconsejará cuál es mejor tratamiento para mejorar este problema dental.

Te puede interesar

X