¿No cumpliste tus propósitos de Año Nuevo? Esta sería la razón

Estudio científico explica por qué se ven truncados las metas que nos trazamos. 

Al iniciar el año, las personas se proponen realizar cambios, nuevas metas, empezar la dieta y otras cosas que generaría cosas positivas en su vida; sin embargo, tras pasar los meses muchos de esos deseos no se cumplen.

Ante ello, un estudio realizado por la Universidad de Scranton, Pensilvania, reveló que 9 de cada 10 personas que establecen propósitos de Año Nuevo fracasan debido a que se plantean de forma vaga, sin definir un tiempo para lograrlo, ni el proceso o método.

"Solemos medir todo ya que nos pensamos en base a los años: 'Hace ocho años tuve un hijo', 'hace seis me mude sola', y cuando llega fin de año la persona siente la necesidad de hacer un balance de cómo estuvo el año y luego se propone cambiar algo que le faltó en el balance o que no pudo cumplir", sostuvo la psicóloga y escritora, Celia Antonini, al portal Infobae.

graduación

Pero, ¿por qué las personas no cumplen los propósitos? La médica psiquiatra, Nora Leal Marchena, indicó que "Hay algunas cuestiones que se plantean como deseos, pero que son cuestiones crónicas y que están relacionadas con algo mucho más complejo que el mero deseo. El cambio de año aparece como algo mágico en el que se pueden producir nuevas cosas de la nada pero que si no se acompaña con un trabajo y compromiso de la persona por realizarlo seguramente esté destinado al fracaso".

Ante los planes y/o proyectos truncados, el estudio brindó una especie de "fórmula mágica" para poder cumplir el propósito de cada uno. "Hay que tener objetivos específicos, definirlos de forma muy concreta, clara y acotada. Que no quede duda acerca de qué exactamente quiere lograr la persona; además deben ser medibles, porque es la única manera de saber su avance", se lee en el informe.

Por otro lado, las metas también deben ser asignables, lo que significa que se deben especificar qué personas son responsables de lograrlas; realistas, es decir, que las metas deben ser alcanzables, pero no fáciles, y deben tener tiempo, una fecha específica para lograrlas.

"Cuando uno tiene una fuerte motivación y se propone puede cumplir lo que desea en cualquier fecha. Lo importante para poder cumplirlo es hacer un gran esfuerzo, ya que si no trabajamos para conseguirlo será imposible. Lo único que cuenta es el esfuerzo, las ganas y la constancia", describió la médica psiquiatra, Marchena.

viaje

Cabe mencionar que a pesar de que el comienzo de un nuevo año parece ser la excusa para proponer nuevos métodos de trabajo o metas que puedan cambiar un poco la rutina de cada persona. Sin embargo, no se necesita una excusa para proponernos algo, sino pensar qué logré en el 2018 y qué quiero para el 2019.

Te puede interesar