EsSalud advierte que males menores de verano podrían terminar siendo COVID-19

El Seguro Social de Salud alertó a los padres de familia a mantenerse vigilantes con los síntomas que pueden presentar sus menores hijos en esta pandemia de la COVID-19.
 

A menudo, los veranos traen consigo males en los niños, como un resfrío, una infección estomacal, problemas dermatológicos, entre otros; sin embargo, para el Dr. Pedro Valdez, pediatra del Servicio de Emergencia Pediátrica del Hospital Edgardo Rebagliati de EsSalud, estos síntomas podrían tratarse de la temida COVID-19.

"Lo que pasa es que hemos estado habituados a niños con cuadros febriles, diarreas o algunas deshidrataciones. Los tomamos como propios de la época, pero hoy en día debemos ir más allá en la observación... si el niño salió fuera de casa y si hay antecedentes epidemiológicos por COVID en la familia, hay que sospechar de que se trata de COVID-19", precisó.

Según EsSalud, durante el mes de enero se registraron 15 hospitalizaciones de menores por COVID-19 en el hospital Rebagliati.

 

"Otros afortunadamente se estabilizaron y continuaron atención ambulatoriamente, pero niños con cuadros de leucemia están siendo los más afectados a diferencia de la primera ola", precisó la institución mediante una nota de prensa.

Valdez acotó que se han presentado casos de chicos oncohematológicos que llegaban a su control por el problema de fondo y daban positivo a la COVID-19 sin mayores manifestaciones, pero hoy en día estos chicos llegan con síntomas muy severas y en algunos casos letales.

El profesional recomendó a los padres a mantenerse vigilantes y dejar de pensar que los niños son inmunes. "Los papás se confían, los niños vienen multimedicados después de varios días y hay niños que en 24 horas llegan graves", ultimó.

Te puede interesar