¿Sientes que ya no te desea como antes? Preguntas para entender por qué te pasó a ti

¿Crees que tu pareja ya no siente el mismo deseo sexual por ti? La falta podría ser producto de la cuarentena, pero también de otras posibilidades ¡Estas preguntas podrían ayudarte! 

Crees que ha llegado ese peculiar momento de tu vida en el que tu pareja ya no te mira con los mismos ojos de deseo de antes y la respuesta sería por la cuarentena, pues existen otros puntos claves que debes identificar también. 

No solo es cuestión de encierro, miedos o estrés producto de la coyuntura en la que estamos viviendo. Puede que también haya otros factores que estarían provocando este cambio en tu pareja

Preguntas para identificar la falta de deseo en tu pareja

1-. ¿Has descuidado tu forma de vestirte? Es normal que durante estos días de cuarentena querramos vestirnos de la forma más cómoda posible. Sin embargo, esto no quiere decir que nos descuidemos totalmente. Recuerda que ellos se dejan llevar por lo que ven.

2-. ¿Reniegas o te quejas por todo? Si estás más irritante que antes por todo lo que está pasando, mejor tómate un descanso y recupera tus energías, esto no solo va a perjudicar a tu salud sino también a tu relación con tu pareja y familia. 

3-. ¿Ignoras a tu pareja? Prefieres hacer otras cosas sin importar si tu pareja te necesita, quiere hablar, tiene algún problema, etc. Recuerda que no solo eres tú, él también puede necesitar de ti. 

4-. ¿Han caído en la rutina? Si siempre hacen lo mismo y a esto se le suma el aburrimiento del confinamiento, definitivamente no esperes que te sonría todo el día. Innova, busca y propón algo distinto para esta noche. 

5-. ¿Le dices algo provocador? No solo es cuestión de decir te amo o te quiero, ellos también quieren ser incentivados con alguna frase o palabra erótica. 

Recomendaciones para la falta de deseo 

Algo que los encienda en cuestión de segundos y no sea lo mismo del día anterior. Escoge un momento distinto para despertar el deseo. Poco a poco.

No junten los problemas de afuera con su relación. Hagan un paréntesis y olvídense por un momento todo lo que está ocurriendo afuera o sus quehaceres.

Te puede interesar