Camila Diez Canseco: "Mis padres son buenos amigos, para mí ha sido sano su separación" | VIDEO

Camila Diez Canseco es hija de Mauricio Diez Canseco. A sus 22 años es empresaria e influencer. Lee aquí la entrevista que concedió a Wapa.pe

Emprendedora, amorosa y leona con su padre, así es Camila Diez Canseco, quien a sus 22 años ya es toda una empresaria. Luego que Mauricio Diez Canseco se quedara varado en Cuba, la joven ha tenido que hacerse cargo de la cadena Rústica.

Y aunque muchos la conocemos gracias a su activa vida en redes sociales, Camila Diez Canseco ha querido demostrar a través de Wapa.pe un poco más de lo que piensa y siente. 

"Soy recontra celosa con mi papá, aunque más cuando era chica. ¡Hasta era posesiva con él! ¡Pobre hombre! Pero bueno, he crecido y madurado, y sé que tiene derecho a tener una pareja. Sin embargo, siempre le estoy cuidando la espalda, soy una leona con él y con mi familia", contó Camila, quien confesó que su padre también es "recontra celoso" con ella. 

La joven Diez Canseco señala que ahora que está lejos del popular Brad Pizza ha aprendido a valorar más los momentos que vivía con él, pues no lo ve todos los fines de semana como antes.

"La cuarentena me ha hecho madurar y valorar los momentos que pasaba en familia. Ahora que mi papá está varado en Cuba me da mucha pena, sé que está mucho mejor allá, pero estaba acostumbrada a verlo los fines de semana y que ya no haya eso de un momento a otro, si me da mucha pena. Me falta ese abrazo que nos dábamos siempre. Mi papá y mamá son todo, son los pilares de mi vida, sin ellos, nada; con ellos, todo", recalcó.

Asimismo, resaltó la relación que tiene con Mauricio Diez Canseco, pues a pesar de haber crecido con padres separados, nunca le han hecho sentir la falta de amor y tranquilidad.

"Hay muchos padres que solo tienen hijos y no se ganan el título de ser padres. Mi papá siempre quiso ser padre, lo disfruta. Siempre está pendiente de mi y de mis hermanos, con ellos también tengo una relación espectacular", explicó.

"La relación con mis hermanos es muy linda. Si alguien les hace algo, saco las garras por ellos sin pensarlo. A las personas que tienen padres separados, yo les aconsejaría que no se sientan mal, si una relación no va, pues es mejor que estén separados. Para mi ha sido sano porque se han llevado como amigos siempre, jamás los he visto pelear. Como dice mi mamá, nada mejor que la tranquilidad, sus papás tal vez ya no se amen como antes, pero siempre los van a amar", resaltó.

Antes de ser empresaria, Camila Diez Canseco ya tenía una cuenta de Instagram bastante activa. Y aunque goza con muchos amigos virtuales, sabe que no puede caerle bien a todos. 

"Es muy difícil elegir lo uno o lo otro. Ambos me hacen sentir bien. Desde pequeña me han gustado los negocios, lo he visto con mi padre. Así que hoy en día como empresaria me siento halagada y orgullosa de ser parte del gran equipo que es Rústica, lo tomo con mucha seriedad y responsabilidad. Respecto a ser influencer, siento que es mi espacio totalmente, no es la Camila del trabajo o de la universidad. La relación con mis seguidores es muy dinámica y muy chévere", detalló.

"Claro que tengo haters, en todos lados hay, no le puedes caer bien a todo el mundo. Pero a mis fans yo les tengo mucho cariño, somos como amigos, con quienes hablo aunque no los conozca", concluyó Camila, quien tiene un proyecto a puertas, pero por ahora solo espera que su padre llegue con bien a Perú, para abrazarlo y contarle sus más íntimos secretos frente a frente, como antes.

Te puede interesar

SÍGUENOS