• https://wapa.pe/mujer/1522947-facebook-viral-pakistan-feminicidio-acido-miles-mujeres-quedan-desfiguradas-viven-agresores-maltrato-violencia-machista-actualidad-fotos

Víctimas de la violencia machista en Pakistán exponen la cruda consecuencia de sus ataques [FOTOS]

En Pakistán, millones de mujeres han sido víctimas de desfiguramiento por ácido en ataques machistas.

La violencia de género es uno de los malos más graves de la sociedad que atentan contra la mujer y, en el peor de los casos, termina en feminicidio. Uno de los países con más casos de atentados contra las féminas se registra en Pakistán, donde la principal arma es el ácido que usan para desfigurar sus rostros.

A través de Facebook, las imágenes más crudas que exponen la realidad que enfrentan terminaron expuestas, en ellas se ve cómo las mujeres han tenido que sobrevivir con los resultados del ataque que las desfiguró en su totalidad y las dejó al borde de la muerte. 

Ante lo sucedido, nació la ONG “Depilex Smile again Foundation”, la cual ofrece tratamiento gratuito a las mujeres atacadas con ácido. Según reveló la organización, casi todas muy jóvenes, algunas niñas de 11 o 13 años. Atacadas por rechazar una propuesta de matrimonio, por celos o porque sus padres no han pagado la dote prometida a su marido.

"En Pakistán las matan día a día porque el ácido que quema sus caras quema también su futuro", indicó Masarrat Misbah, una mujer pakistaní que vive y trabaja en Lahore donde tiene un centro de belleza. 

La ONG ha logrado que algunos doctores también se sumen a la cruzada, como fue el caso de Sonia Peña y Julio Murillo, cirujanos plásticos que viajaron desde Zaragosa. Según reveló el médico, una de las mujeres seleccionadas para ser intervenida no pudo acudir a la operación porque su marido y agresor se lo impidió. Le daba miedo, nos cuenta Julio, que recuperara su rostro, que quedara tal como era antes del ataque.

La realidad es más fuerte para aquellas mujeres que aún viven con su agresor, debido a que no encuentran otra salida a raíz de su precaria situación, ya que nadie les ofrece un trabajo para poder sostener a sus hijos. 

Te puede interesar