4 poderosas razones en tu salud física y mental para ir al spa en invierno

Conoce cuáles son los benéficos del spa para tu salud mental y física.

Con la llega del invierno, las bajas temperaturas hacen que no queramos salir de casa y que nos quedamos abrigas acompañadas con una taza de café. Sin embargo, con las múltiples de tareas que tenemos no podemos parar y al final del día resultamos cansadas y estresadas.

Ante estas situaciones no hay nada mejor que ir a un spa, y no solo para entrar en calor, si no relajarte y liberar el estrés del día a día. Además, es un buen pretexto para dedicarte tiempo a ti.

Un par de horas o un fin de semana en el spa puede ser considerada una excelente opción de relajación y una experiencia que te hará sentir mejor, llegando a un nivel de tranquilidad que te estabilizará y mejorará tu calidad de vida con una buena salud mental y física.

En ese sentido, en las siguientes líneas los expertos del Swissôtel nos menciona cuatro poderosas razones del por qué un día de spa es beneficioso para tu salud mental y física. ¡Atenta y toma nota!

1. Contribuye con la salud

El spa ofrece muchos beneficios para el cuerpo y la salud como la mitigación del dolor muscular y de las articulaciones, previenen el cansancio, así como el insomnio, aumentan la flexibilidad de los músculos, activan la circulación sanguínea, estimulan el sistema inmunológico, hidratan la piel y evitan problemas en la dermis, entre otros.

2. Una piel más bella

En invierno debido a las bajas temperaturas, la piel tiende a resecarse en exceso, por lo que el spa es maravilloso para mantenerla hidratada y con un aspecto terso y firme. Existen varios tratamientos tanto para el rostro como el cuerpo que podrán mejorar la apariencia de tu piel. Desde la eliminación de imperfecciones hasta la tonificación y nutrición de la piel.

3. Elimina toxinas

En el spa se limpia el organismo por fuera y por dentro. Las toxinas se pueden eliminar con los baños, los circuitos spa, los masajes, las saunas, las sesiones de relajación, las exfoliaciones e hidrataciones y mucho más.

4. Mejora tu estado de ánimo

El spa contribuye con el incremento de la energía corporal y mental, el equilibrio emocional, mejora el humor, combate y/o reduce el nivel de estrés.

Te puede interesar