Epilepsia: síntomas, causas y todo sobre el mal que habría padecido Cameron Boyce

Todo sobre el misterioso padecimiento detrás de la muerte de Cameron Boyce.

El repentino fallecimiento de la joven y querida estrella de Disney, Cameron Boyce, ha dejado al mundo consternado. Pero, en las últimas horas, el medio estadounidense TMZ reveló que el actor conocido por la serie "Descendientes”, padecía de epilepsia.

“Nos dijeron que Cameron había estado lidiando con convulsiones provocadas por su epilepsia. No obstante, pudo trabajar y alcanzar el éxito tanto en la televisión como en las películas”, señaló el medio.

Asimismo, TMZ logró obtener más detalles de la fatídica noche en la que dejó de existir Boyce, “Nos informaron que su compañero de cuarto lo encontró inconsciente y cuando llegaron los paramédicos no pudieron revivirlo... Fue declarado muerto en el lugar”, indicó TMZ. Fuentes policiales declararon el fallecimiento como muerte natural.

Previo a ello, la familia de Cameron Boyce, habían realizado un comunicado en el que indicaban que su muerte era "debido a una convulsión, resultado de una afección médica en curso por la que estaba siendo tratado".

Tras este comunicado y las nuevas informaciones que brinda el portal estadounidense, la enfermedad del sistema nervioso que habría sufrido Cameron Boyce, cobra más fuerza. Por ello, en las siguientes líneas te mencionamos todo lo que debes saber sobre la epilepsia. ¡Atenta y toma nota!

¿Qué es la epilepsia?

La epilepsia es un trastorno del sistema nervioso central (neurológico) en el que la actividad cerebral se vuelve anormal, lo que provoca convulsiones o períodos de comportamientos o sensaciones inusuales y, a veces, pérdida de conciencia.

Síntomas de la epilepsia

Debido a que la epilepsia se produce a causa de la actividad anormal del cerebro, las convulsiones pueden afectar cualquier proceso que este coordine. Algunos de los signos y síntomas de convulsiones son:

- Confusión temporal

- Episodios de ausencias

- Movimientos espasmódicos incontrolables de brazos y piernas

- Pérdida del conocimiento o conciencia

- Síntomas psíquicos, como miedo, ansiedad o déjà vu

- Los síntomas varían según el tipo de convulsión. En la mayoría de los casos, una persona con epilepsia tenderá a tener el mismo tipo de convulsión en cada episodio, de modo que los síntomas serán similares entre un episodio y otro.

Causas de la epilepsia

La epilepsia no tiene una causa identificable en aproximadamente la mitad de las personas que tienen esta enfermedad. En la otra mitad, la enfermedad puede atribuirse a varios factores, incluidos los siguientes:

Influencia genética. Algunos tipos de epilepsia, que se clasifican por el tipo de convulsión que experimentas o la parte del cerebro que se ve afectada, son hereditarios. En estos casos, es posible que haya una influencia genética.

Los investigadores han relacionado algunos tipos de epilepsia con genes específicos, pero para la mayoría de las personas, los genes son solo una parte de la causa de la epilepsia. Ciertos genes pueden hacer que una persona sea más sensible a las condiciones ambientales que desencadenan convulsiones.

- Traumatismo de cráneo. El traumatismo de cráneo como resultado de un accidente automovilístico u otra lesión traumática puede causar epilepsia.

- Enfermedades cerebrales. Las enfermedades cerebrales que causan daño al cerebro, como tumores cerebrales o accidentes cerebrovasculares, pueden causar epilepsia. El accidente cerebrovascular es una de las principales causas de epilepsia en adultos mayores de 35 años.

- Enfermedades infecciosas. Las enfermedades infecciosas, como la meningitis, el SIDA y la encefalitis viral, pueden causar epilepsia.

- Lesión prenatal. Antes del nacimiento, los bebés son sensibles al daño cerebral que podría producirse por varios factores, como una infección en la madre, una mala nutrición o deficiencias de oxígeno. Este daño cerebral puede provocar epilepsia o parálisis cerebral.

- Trastornos del desarrollo. A veces, la epilepsia puede relacionarse con trastornos del desarrollo, como el autismo y la neurofibromatosis.

Complicaciones de la epilepsia

Tener convulsiones en momentos determinados puede llevar a circunstancias peligrosas y en las siguientes líneas te las describimos:

- Caídas. Si te caes durante una convulsión, puedes lastimarte la cabeza o romperte un hueso.

- Ahogo. Si sufres epilepsia, tienes de 15 a 19 veces más probabilidades con respecto al resto de la población de ahogarte mientras estás nadando o dándote un baño, ya que puedes tener una convulsión mientras estás en el agua.

- Problemas de salud emocional. Las personas con epilepsia son más propensas a experimentar problemas psicológicos, especialmente depresión, ansiedad, y pensamientos y conductas suicidas.

- Muerte súbita inesperada en la epilepsia. Las personas con epilepsia también tienen un pequeño riesgo de sufrir muerte súbita inesperada. Se desconoce la causa, pero algunas investigaciones indican que puede ocurrir debido a trastornos cardíacos o respiratorios.

Tratamiento contra la epilepsia

- Medicamentos. La mayoría de las personas con epilepsia puede dejar de tener convulsiones al tomar un medicamento anticonvulsivo, también llamado antiepiléptico. Sin embargo, estas medicinas pueden tener algunos efectos secundarios y algunos de ellos son:

- Fatiga

- Mareos

- Aumento de peso

- Pérdida de densidad ósea

- Erupciones en la piel

- Pérdida de coordinación

- Problemas del habla

- Problemas de memoria y para pensar

- Cirugía. Cuando los medicamentos no brindan el control adecuado de las convulsiones, la cirugía puede ser una opción. En la cirugía para tratar la epilepsia, el cirujano extrae la parte del cerebro que provoca las convulsiones.

- Terapias. Además de los medicamentos y la cirugía, estas terapias potenciales pueden ser una alternativa para el tratamiento de la epilepsia:

- Estimulación del nervio vago. Durante la estimulación del nervio vago, los médicos implantan un dispositivo llamado “estimulador del nervio vago” bajo la piel del pecho, de forma similar que con un marcapasos. Se conectan los cables del estimulador con el nervio vago del cuello.

- Dieta cetogénica. Se han reducido las convulsiones de algunos niños con epilepsia cuando siguen una dieta estricta que contiene cantidades altas de grasas y bajas de hidratos de carbono.

- Estimulación cerebral profunda. En la estimulación cerebral profunda, los cirujanos implantan electrodos en una parte específica del cerebro, por lo general, el tálamo. Los electrodos se conectan con un generador implantado en el pecho o el cráneo que envía impulsos eléctricos al cerebro y puede reducir las convulsiones.

(Información compartida del portal Mayo Clinic)

Te puede interesar