Consigue el máximo placer con la técnica “Kunyaza”

No dejes de probar esta técnica sexual milenaria que harán de tus orgasmos las sensaciones más intensas.

Existen muchas formas para que una mujer logre llegar a un orgasmo, y según expertos existen muchas técnicas pero hay una en especial que ofrece el más intenso y placentero de los clímax, su nombre es Kunyaza.

Al parecer esta práctica milenaria es amada por las mujeres de Ruanda en el centro de África. Esta técnica se enseña de generación en generación entre las jóvenes que ya están listas para iniciarse sexualmente, también es un indicador de quién es «un auténtico hombre» y quién no.

Los ingredientes fundamentales para poder hacer “brotar agua” son la confianza y la relajación. Como bien sabes no es un botón mágico que te hace llegar al placer rápidamente, sino de una estimulación en el clítoris y la vagina que harán que la temperatura se ponga al rojo vivo. Para ellos aquí te explicamos los pasos:

¿CÓMO HACER EL KUNYAZA?

Esta técnica comprende en dos partes: la estimulación exterior y la penetración.

Para lograr una máxima estimulación la posición inicial es que ambos cuerpos estén frente a frente, con el hombre sentado y la mujer cómoda sobre él. Para ese momento, el juego preliminar ya debió crear una tensión sexual lo suficientemente intensa como para que los dos estén totalmente desnudos, pero no como para llegar a la penetración.

Las piernas de la mujer deben estar abiertas, el hombre deberá colocar su pene y empezar a masajear los labios mayores y menos con la cabeza del miembro, de esa manera recorrerá toda la vagina de inicio a fin. El movimiento deberá acompañar la excitación de su pareja de tal manera que vaya incrementando. La consigna es acariciar la vagina con el pene sin que haya penetración.

El motivo de que el Kunyaza tenga mucho éxito es por la excitación previa por ello, la lubricación debe ser abundante. Si deseas puedes usar un lubricante de base agua para mantener el glande y la vulva lo más húmedos posibles y así evitar alguna irritación o dolor. La idea es generar la estimulación intensa en toda la zona vaginal antes de llegar a la penetración.

El siguiente paso es la esperada penetración, pero en el Kunyaza se debe dirigir el pene hacia la vagina pero de forma parcial así puede estimular las paredes y los labios interiores.

El varón deberá hacer movimientos circulares dentro de la vagina, así podrá rozar con mayor intensidad las paredes vaginales pero siempre con delicadeza. Es posible que la penetración sea profunda pero traten de no caer en el movimiento rutinario del meter y saca;  mientras que el ritmo varía según sea la respuesta de la pareja.

Si sigues con detalle estos consejos lograrás una profunda conexión sexual con tu pareja, y el orgasmo que sentirás estará acompañado de un squirt: si lo consiguen entonces habrán logrado su primer Kunyaza juntos, con este paso más puertas del placer se abrirán para ustedes como pareja.

 

Te puede interesar