Cuatro formas de cuidar la salud de tu mascota en casa durante la cuarentena [FOTOS]

Los expertos han brindado algunas recomendaciones para cuidar a nuestras perros y gatos en casa hasta el fin del confinamiento social obligatorio.

Muchos están preocupados por sus mascotas, ya que no pueden llevar a cabo su cuidado habitual. De igual manera, aunque la OMS ha señalado que no existe evidencia científica que indique que los animales domésticos padezcan la enfermedad COVID-19, hay preocupación porque pueden trasladarla en sus patitas, pelo u hocico.

Por ello, expertos de Purina han brindado algunas recomendaciones para cuidar a nuestras mascotas en casa y asegurar la salud de las familias.

1. La limpieza es clave

Si bien los baños suelen ser administrados habitualmente por una veterinaria, el aislamiento nos trae la oportunidad de poder hacerlo en casa.

Para ello hay que tener en cuenta que el agua siempre debe estar tibia, usar un shampoo de uso veterinario (de preferencia con suavizante) y tapar los oídos de la mascota con algodón para que el producto no ingrese a ellos.

Se debe procurar, también, hacer uso de un espacio donde no haya corrientes de aire. También, es muy importante priorizar la comodidad. Si es que se tiene un gato en casa y este no está acostumbrado al baño, no es un buen momento para experimentar, ya que se puede generar estrés adicional.

2. Paseos breves pero constantes

Si no cuentas con un espacio para que tu perrito haga sus necesidades, puedes llevarlo fuera para que las haga brevemente dos veces al día. Recuerda que no pueden realizarse paseos prolongados ni lejos de casa, por lo que deberás ubicar un lugar muy cerca a tu hogar.

Hay algunas zonas donde realizar esta actividad está totalmente restringido. Que esto no genere preocupación, los perros se adaptan rápidamente a los cambios súbitos. Ellos no tardarán mucho en encontrar un lugar en el que se sientan cómodos adentro.

En este último caso, hay productos especializados que los ayudan a identificar el espacio idóneo. Este deberá echarse sobre una funda o franela que deberá cubrir un piso fácilmente lavable.

3. Aseo al regreso

El virus puede quedarse en las patas u hocico. Para ello, se debe realizar una rutina de limpieza cada vez que vuelves a casa con tu mascota. Se recomienda limpiar las patitas con pañitos húmedos remojados en agua y jabón.

No debes echarles soluciones desinfectantes o a base de cloro, ya que estarías dañando su piel. Recuerda también que los perritos suelen lamerse mucho, por lo que limpiarlos con lejía o derivados también les podría generar problemas digestivos.

4. Diviértete con tu mascota

Realiza distintos juegos en familia que incluyan la participación de tu mascota. Algunas ideas son: jugar a las escondidas, crear un circuito con obstáculos o simplemente lanzar la pelota para que la traiga de vuelta. Este es el momento para que des rienda suelta a tu creatividad.

Te puede interesar

SÍGUENOS