¿Tu hijo repitió de grado? Consejos para aprender a manejar esta situación

Especialista brinda algunos consejos que los padres pueden adoptar para saber cómo manejar esta situación.

El mes de diciembre se caracteriza por ser una de las fechas más esperadas por los más pequeños de la casa ya que se acaba el año escolar y empiezan las vacaciones; sin embargo, hay casos en el que las fiestas de fin de año son opacadas por los resultados del año escolar.

Afrontar el hecho de que tu niño no aprobará el año escolar es una situación difícil que no muchos padres saben manejar y, más aún, si durante todo el periodo de clases no han seguido el desarrollo de sus hijos y luego la mala noticia los golpea de repente.

Para encarar el complicado momento José Taramona, director del colegio Jean Le Boulch, ofrece las siguientes recomendaciones para los padres. ¡Atenta y toma nota!

Cuestiona la situación

Un niño puede repetir el año por múltiples causas, como dificultades de aprendizaje, dificultades emocionales, déficit de atención con o sin hiperactividad, retraso en el desarrollo, falta de hábitos de estudio, dificultades en las funciones ejecutivas entre otros.

Asume la responsabilidad

Los padres deben admitir que ellos también son parte del problema. Deben replantear las formas en que el escolar se conecta con el estudio. Deben evaluar, además, las horas que su hijo se dedica a estudiar, sus horarios, así como la relación con sus maestros.

Es fundamental que los padres acompañen a sus hijos en todo el periodo escolar. De esta manera, reforzarían los ámbitos, no solo físicos, sino también emocionales. Muchos padres solo esperan resultados al final del año escolar.

Enfrenta el problema

En el caso de que sea inminente la repetición, es necesario preparar al menor para que afronte el siguiente año escolar. Se deben evitar los castigos, porque el solo hecho de repetir el grado ya tiene una serie de consecuencias, como el que los amigos del niño ya no lo acompañen más. Se requiere encarar la situación, pero sin dejar de aprender de ella.

Aprende de los errores y empieza nuevamente

Como padres debemos alentarlos a continuar esforzándose, aunque hayan obtenido un mal resultado. Es muy importante que los padres mantengan la calma y no reaccionen de forma exagerada, ni coloquen calificativos al niño, porque de lo contrario generarán una respuesta negativa, además de reforzar una baja autoestima.

Finalmente, el especialista agregó que es importante que los padres animen a sus hijos a dar los exámenes de verano, ya que estos son importantes para afianzar ciertos conocimientos y los ayudarán a ir al siguiente año con mayor confianza.

Te puede interesar