• https://wapa.pe/lifestyle/1507227-diy-crea-propio-huerto-casa-cosecha-deliciosos-frutos-verduras

Crea tu propio huerto en casa y cosecha deliciosos frutos y verduras

¡Cultiva tomates, palta, sábila y más! Te enseñamos la manera más sencilla de hacerlo en tu hogar.

Todos sabemos que las plantas crecen de una semilla. Sin embargo, el cuidado y cultivo de estos seres requiere de diferentes técnicas donde el principal talón de Aquiles se encuentra en el simiente.

¿Cómo tener semillas para el cultivo ideal de plantas en nuestro hogar? Sencillo. Aunque pienses todo lo contrario y hayas visto secarse tus plantas al día siguiente de comprarlas, esta vez te enseñamos algunos tips de sembrado para que puedas tener tu propio huerto en casa.

1. Tomates

Corta el tomate en rodajas y colócalas dentro de un pírex, luego cúbrelas con tierra para cultivo y un poco de agua. Listo, en pocos días verás cómo empieza a crecer una pequeña planta de tomates en tu hogar

2. Sábila

Coloca la sábila de manera horizontal sobre una superficie plana y corta en pedazos de aproximadamente 5 centímetros de ancho. Luego, colócalas en tierra para cultivar e hidrátalas con un poco de agua, espera un par de días y verás cómo las raíces empezarán a crecer. Pásalas al jardín luego.

3. Sandía

La sandía es un fruto repleto de semillas que quizá al momento de comer suele incomodarnos, sin embargo, estas pepitas se encuentran alineadas en el interior. Para poder cultiva este fruto, lo primero que vamos a hacer es colocar a lo largo de arriba hacia abajo y cortar por la mitad, luego visualiza una Y entre semillas y corta pedazos iguales.

De esta manera te será más fácil retirar las semillas. En un pírex coloca una servilleta o papel toalla y acomoda unas 10 pepitas sobre esta, cubre con otra servilleta y humedece con un pulverizador de agua.

4. Palta

Deliciosa fruta exótica que puedes cultivar en casa. Primero, remueve el hueso sin cortarlo y lava todo residuo de la palta (puedes incluso sumergirlo en el agua por unos minutos) sin retirarle la piel café. Luego, coloca 4 palillos e insértalos en el hueso, de tal forma que te permita sostener el hueso en un vaso medio lleno y que sólo se sumerja la parte inferior. Utiliza un vaso traslúcido para que puedas vigilar el crecimiento de las raíces y para saber cuándo está sucia el agua. Lo ideal es cambiarla cada 5 días o cada semana.

Cuando el tallo haya crecido entre 17 y 20 centímetros, córtala de nuevo a unos 9 cm. Esto animará a la planta a que siga creciendo. Finalmente, cuando el tallo vuelva a crecer a casi 20 cm, cámbiala a una maceta. Recuerda dejar la mitad de arriba del hueso descubierta.

5. Pimiento

Corta por la mitad de manera que obtengas una especie de recipiente con el mismo pimiento, desgrana suavemente las semillas y agrégale tierra preparada para cultivo.

Rocía un poco de agua y espera unos días a que crezca la raíz, luego traslada al jardín o macetero grande.

 

 

 

 

 

 

Te puede interesar