Mitos y verdades que no sabías del fluido masculino

Alrededor del semen se han tejido muchas historias, por eso hemos querido aclararte algunas de ellas.

Aunque hablar de sexo ya no es tabú, aún lo es algunas cosas relacionadas al tema como el orgasmo y el semen. En esta ocasión te revelaremos algunas cosas sobre el fluido masculino que no sabemos pero que en muchas ocasiones hemos escuchado. Algunas son verdad y otras son mentira.

A continuación mitos y verdades sobre el semen, que no sabías:

¿Tiene mucho valor nutricional?

¡Esto es verdad! El semen tiene proteínas, minerales y antioxidantes, pero su aporte es poco si lo quieres incluir en una dieta. Para que puedas conseguir beneficios al consumirla tendrías que tomar una taza, lo cual es un poco difícil, ya que necesitarías alrededor de 200 centímetros cúbicos y en una eyaculación solo se expulsa 5 mililitros.

¿Si tienes una vida sexual muy activa, se reduce la producción de semen?

Esto también es verdad. Siempre y cuando haya mucha actividad sexual o masturbación. Pero, tranquila no te quedarás sin semen por exceso de masturbación o sexo.

¿El semen tiene sabor?

Su sabor es neutro, aunque la alimentación del varón tiene mucho que ver en esto, es por eso, que recomiendan que consuman mucha fruta para que sea más “dulce”. Así que, si tu pareja tiene una dieta saludable es probable que su semen tengan un buen sabor.

 

¿Es un antidepresivo natural?

Según la Universidad Nacional de Nueva York indicó que en una investigación que el semen que la vagina absorbe tras las relaciones sexuales puede ayudar a evitar la depresión. No obstante, esto no está cien por ciento confirmado. Solo que el sexo nos pone más felices, pero eso ya lo sabemos.

¿Te puedes enfermar si consumes semen?

Claro, que sí. Si el hombre con el que tienes intimidad tiene alguna enfermedad de transmisión sexual. Si no hay ninguna enfermedad, no habrá ningún problema.

 

Te puede interesar