¡Increíble! Madre alquila su vientre y tiene gemelos, luego descubre que uno de ellos era genéticamente suyo

Una mujer se sometió al implante de un embrión masculino para ser de madre sustituta de una pareja de China, pero tuvo gemelos de distintos padres.

Allen ya era mamá de dos pequeños cuando decidió ser mamá sustituta, trabajó con una agencia de alquiler de vientres, quienes le asignaron una pareja de China. A cambio del implante recibió 30 mil dólares más gastos, pero se llevó una gran sorpresa cuando tuvo gemelos de padres distintos.

NO TE PIERDAS: ¡Basta de feminicidios! Mujer murió tras ser atacada con un pico en la cabeza por su pareja

En abril de 2016 se hizo la intervención, pero seis semanas más tarde, durante una ecografía, su médico le dijo: “Bueno, definitivamente veo que hay otro bebé. La posibilidad de una división de embriones es muy pequeña, pero sucede”. El doctor pensó que el segundo bebé era un gemelo idéntico del primero.

La mujer recibió 5 mil dólares adicionales por el segundo hijo y dio a luz por cesárea en el Hospital de la Comunidad de Riverside. Aunque nunca vio a los bebés, le mostraron una foto y ahí ella sospechó, los bebés no se parecían.

“Me di cuenta que uno era mucho más pequeño que el otro. Obviamente no eran gemelos idénticos”, declaró a ABC News. Entonces un examen de ADN confirmó que el segundo nene no era un gemelo del embrión implantado, sino un hijo biológico de su esposo.

fAMILIA

“No sé cómo describirlo. Nos derrumbamos, no entendíamos cómo había pasado”, agregó. Luego de algunos problemas legales, la pareja pudo recuperar a su bebé en febrero de este año.

TAMBIEN LEE: Joven se cansó del acoso en el metro y realizó una polémica protesta ¡Se levantó la falda en plena estación! [VIDEO]

El profesor de biología de la Universidad de Harvard David Haig explicó: “La superfetación generalmente se define como quedar embarazada cuando la madre ya está embarazada”. “Recuerdo haber leído el caso de unos gemelos que fueron dados a luz en momentos distintos”.

Te puede interesar