Conoce las consecuencias de un aborto voluntario e involuntario

El aborto es la interrupción y finalización prematura del embarazo de forma natural o voluntaria. Pero así se de en forma voluntaria o involuntaria  esto trae consecuencias a tu salud.

Se discute mucho sobre el tema del aborto, si se debe legalizar o no. Se habla mucho del derecho de la vida, pero pocos explican las consecuencias de qué le pasa a tu cuerpo cuando abortas voluntaria o involuntariamente.

NO TE PIERDAS: ¿Cómo afecta el embarazo adolescente a la madre y al bebé?

En los casos de los abortos espontáneos, perder a un bebé de apenas un par de semanas en el vientre puede marcar a la madre y a su familia para siempre. La vida sin duda es un milagro, pero lamentablemente no siempre se puede mantener.

El que sea una aborto voluntario no quita el sufrimiento que puede pasar la madre, no sabemos cómo se dieron las cosas y qué le llevó a tomar esa decisión.

El 10% de las mujeres que sufre un aborto sufren complicaciones inmediatas, el 2% de ellas llegan a tener efectos graves. Aquí te informamos sobre algunas complicaciones que suelen producirse cuando abortas.

Complicaciones físicas a corto plazo

Perforación uterina:

Es la presencia de cualquier desgarro del útero, ya sea por la interrupción del embarazo o la una mala incisión en el momento de la operación cesárea. Entre el 2% y el 3% de las mujeres que abortan la sufren.

Complicaciones menores:

Son infecciones, sangrado, fiebre, quemaduras de segundo grado, dolor abdominal crónico, vómitos y molestias gastrointestinales.

Complicaciones mayores:

Las más comunes son infecciones, sangrado excesivo, embolia, desgarros o perforación de útero, complicaciones por anestesia, convulsiones, hemorragia, heridas cervicales y shock endotóxico.

Complicaciones a largo plazo

Cáncer cervical, de ovario y de hígado:

Las mujeres que han abortado una vez, tienen mayor riesgo de padecer estos tipos de cáncer. Quienes han tenido dos o más abortos, el rango de riesgo es el doble.

Laceraciones cervicales:

Aunque solo afectan al 1% de las mujeres que abortan, las laceraciones menores o suelen ser ignoradas. Estas pueden causar daños reproductivos a largo plazo.

Partos prematuros y complicaciones al dar a luz:

Entre más veces te hagan este procedimiento, la posibilidad de dar a luz antes de tiempo es mayor.

Embarazo ectópico:

Es cuando el que el óvulo fecundado se implanta fuera del útero. El riesgo aumenta muchísimo después de un aborto. Un embarazo ectópico puede resultar en infertilidad.

Endometriosis:

Es la aparición de un tejido en los ovarios, las trompas de Falopio o los intestinos. Es un riesgo para todas las mujeres.

TAMBIEN LEE: ¿Cuál es el papel que juegan los padres con hijos autistas? Aquí algunos consejos

Debemos tener en cuenta que no somos iguales y nuestro cuerpo puede reaccionar diferente. Recuerda que lo más importante será la recuperación física y psicológica.

Te puede interesar