Alcanza los mejores orgasmos con estos masajes vaginales

Si deseas llegar al clímax, entonces puedes practicar esta técnica sexual. ¿Te atreverías a probarlo?

La sexóloga Isis Phoenix, quien es especialista en masaje, recomienda realizar el masaje yoni para alcanzar los mejores orgasmos de tu vida. Pero, ¿Qué es esta técnica sexual? Aquí te lo contamos.

¿Qué es el masaje yoni?

Según menciona que la sexóloga, el masaje yoni está basada en la tradición tántrica. "Un yoni también se conoce como la terapia de masaje Yonee es un servicio en el que se alienta a una mujer a que toque su vulva. Si invitamos al tacto, existe la posibilidad de limpiar la conciencia de la energía", menciona.

Asimismo, la especialista resalta que es un procedimiento curativo destinado a ayudar a las mujeres a conocer su sexualidad. “La única intención de esta experiencia es que las mujeres encuentren nuevas regiones de placer”, cuenta Phoenix.

“Muchas mujeres tienen división nerviosa en la vagina. Los nervios adicionales de las mujeres se dividen más en el clítoris. Algunos se ramifican mucho desde el perineo o en la boca del cuello uterino. Eso explica algunas de las brechas en la reacción sexual femenina ”.

¿Qué beneficios dan los masajes yoni?

La sexóloga menciona que "cada mujer está conectada de manera diferente", pero los beneficios son iguales para toda aquel que practica este masaje vaginal.

- Reduce el estrés.

- Otorga mayor conocimiento y control de tu cuerpo.

¿Cómo se hace el masaje Yoni?

Según señala el portal “Objetivo Bienestar”, el primer paso es rosear aceite o lubricante la vagina de la mujer para que resbale hasta llegar a los labios externos, los cuales deben ser masajeados con movimientos hacia arriba y hacia abajo mediante los dedos pulgar e índice. Luego, pasarlo por los labios internos, realizando el mismo deslizamiento.

Avanza hasta el clítoris, el cual debe ser acariciado suavemente, pero a la vez, se debe mantener la presión ejercida con el dedo pulgar e índice.

Después, pon la palma de la mano hacia arriba, introduce el dedo medio de la mano derecha y masajea el interior del Yoni para, posteriormente, doblar el dedo como si se quisiera tocar la palma de la mano.

Cuando llegas al punto G, pasas a masajearlo en círculos, adelante y atrás, y de lado a lado. Si se desea, también puede introducirse al mismo tiempo el dedo anular para una mayor sensación de placer.  Además, mientras tanto se puede seguir masajeando con el pulgar el clítoris o, incluso, otras partes del cuerpo.

Te puede interesar