“No hay que temerle a los rayos solares, pero si hay que protegerse de ellos” afirmó el doctor Luis Quiroz, director de atención integral de la DISA Lima Sur del Ministerio de Salud (Minsa). En la siguiente nota el Minsa da a conocer todo lo que debemos saber acerca de la protección solar.

“Y aunque no estemos en la playa debemos protegernos si es que estamos expuestos al aire libre y con mayor razón las personas que trabajan en las calles como los policías, serenazgo, comerciantes, entre otros, señaló.

PUEDES LEER: Lanzan campaña “Prevención 365” para prevenir el cáncer de piel

La radiación ultravioleta está formada por rayos invisibles que penetran la piel y pueden provocar quemadura solar, envejecimiento prematuro de la piel, daños en los ojos e incluso hasta cáncer de piel “Por ello es importante que el factor de protección solar para personas mayores debe ser de 30 y en el caso de los niños no menor de 50” destacó el especialista.

A LA HORA DE ELEGIR 

Los protectores solares son productos de uso externo que contienen sustancias que por mecanismos físicos y/o químicos actúan como barrera protectora de la piel a las radiaciones solares. Constituyen una defensa de primera línea, siempre que reúnan condiciones necesarias de eficacia, seguridad y calidad.

Estos productos son clasificados según el Factor de Protección Solar (FPS), que identifica la protección que ofrece contra los rayos UV, acorde al tipo de piel.

La palabra clave al momento de comprar un protector solar es “confianza”, esto conlleva a adquirir los productos en lugares que nos ofrezcan la  garantía “hay que tener en cuenta  que el protector o bloqueador solar debe tener un registro sanitario,  “muchas veces por gastar menos adquirimos un protector que en lugar de protegernos puede provocarnos una dermatitis y otro tipo de infecciones en la piel” destacó.

Dentro de los protectores solares, hay productos con fórmulas resistentes al agua, adecuados para realizar deportes acuáticos. También es importante tener en cuenta que los rótulos de los protectores solares deben tener las siguientes características:

En el rotulado principal de un producto para la protección solar es obligatorio indicar de forma destacada el número entero de protección solar precedido de la sigla “FPS” o de las palabras “Factor de Protección Solar”.

TAMBIÉN PUEDES LEER: Playas 2014: Maquillajes con protección solar no reemplazan a bloqueadores

Contener las siguientes advertencias e instrucciones de uso:

“Es necesaria la reaplicación del producto para mantener su efectividad”.

“Ayuda a prevenir las quemaduras solares”.

“Para niños menores de 6 (seis) meses, consultar al médico”.

“Este producto no ofrece ninguna protección contra la insolación”.

“Evite la exposición prolongada de los niños al sol”.

“Aplique abundantemente antes de la exposición al sol”. Cuando haya un tiempo determinado por el fabricante o un período de espera (antes de la exposición), también deberá constar en el rotulado.

LA APLICACIÓN CORRECTA 

“Es importante proteger toda la piel expuesta al aire libre y no a ello añadir el uso de sombreros de ala ancha o gorras con visera” recalcó Quiroz.

También hay que considerar las siguientes consideraciones:

Reaplicar siempre, luego de sudoración intensa

Si la cantidad aplicada no es adecuada, el nivel de protección será significativamente reducido.
No se exponga al sol entre las 10 y 16 horas.
Utilícelo incluso los días nublados.
Aplíquelo en la piel 30 minutos antes de exponerse al sol. 

Te puede interesar

SÍGUENOS