La Comisión Europea se acerca a acuerdo de futura compra de la vacuna COVID-19

A principios de julio firmaron un acuerdo por el que el laboratorio recibirá un préstamo de 75 millones de euros para el desarrollo de vacunas, incluida su candidata frente a la COVID-19

La Comisión Europea (CE) anunció este jueves que ha concluido unas conversaciones preliminares con el laboratorio alemán CureVac para comprar 225 millones de dosis de una  futura vacuna contra la COVID-19, una vez se haya demostrado su efectividad.

"Se anticipa que la Comisión pueda tener un marco legal en marcha para una compra inicial de 225 millones de dosis en nombre de los Estados miembros, que se entregarían cuando una vacuna haya probado que es segura y efectiva contra la COVID-19", explicó la Comisión Europea mediante un escrito.

La finalidad de estas conversaciones, que Bruselas está manteniendo en paralelo también con otros fabricantes, es concluir un acuerdo de compra anticipada que se financiaría con el instrumento de ayuda de emergencia europeo y permitiría al club comunitario garantizarse el derecho a esas dosis de la vacuna cuando esté óptima.

El contrato previsto con CureVac, que se suma a los ya planeados con Sanofi, Johnson&Johnson y al sellado con AstraZeneca, daría la posibilidad a todos los Estados miembros de la Unión Europea (UE) a hacerse con dosis de esa vacuna, así como a donarlas a países en desarrollo.

Con estos pasos para un acuerdo, la Comisión ha cerrado o está en proceso de cerrar contratos para adquirir al menos 1.025 millones de dosis de diversas futuras vacunas, un número que podría incrementarse vía nuevos acuerdos con las mismas empresas o por contactos con otros laboratorios.

"Cada ronda de conversaciones que concluimos con la industria farmacéutica nos acerca a derrotar a este virus", aseguró en un comunicado la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen.

El Banco Europeo de Inversiones (BEI) y CureVac firmaron a principios de julio un acuerdo por el que el laboratorio recibirá un préstamo de 75 millones de euros para el desarrollo de vacunas, incluida su candidata frente a la COVID-19.

Ácido ribonucleico

CureVac desarrolla medicamentos innovadores basados en la tecnología del ácido ribonucleico mensajero (ARNm, en inglés), que utiliza esta molécula para transportar la información que debe permitir al cuerpo humano producir sus propias proteínas capaces de luchar contra enfermedades.

La tecnología ARNm puede adaptarse para inducir diversos grados de respuestas inmunitarias contra antígenos proteicos específicos, proporcionando potencialmente vacunas profilácticas potentes para la prevención de enfermedades infecciosas en dosis bajas, así como inmunoterapias para el tratamiento del cáncer. Con información de EFE.

Te puede interesar

SÍGUENOS