¿Sangrado nasal? 6 remedios caseros para controlarlo

Remedios caseros fáciles de preparar y muy efectivos para detener el sangrado nasal.

Muchas veces y el momento menos pensado, se puede generar una hemorragia nasal, pero que si este no se debe a ningún tipo de golpe o lesión no se considera peligrosa y puede ser controlada con algunos remedios caseros.

Es importante mencionar que, cuando la nariz comienza a sangrar, esta se puede deber a varias cuestiones, pero lo que desencadena una ruptura en los vasos sanguíneos dentro de la cavidad nasal y estas son:

- Aire muy frío o demasiado seco que irrita la piel y lastima los vasos.

- Irritación por alergias o resfriados, también por problemas sinusales.

- Limpieza muy fuerte de la nariz, que provoca rupturas en las venitas nasales.

- Heridas, objetos atascados en la nariz, hurgarse con los dedos.

- Oler químicos o productos muy irritantes.

- Uso excesivo de aerosol descongestionante.

- Tabique desviado, fractura de nariz.

Se debe tener en cuenta que el sangrado nasal debe ser controlado de manera oportuna y para ello, en el siguiente espacio queremos brindarte algunos remedios caseros que te pueden ayudar a controlarlo, señalados en el portal Mejor con salud. ¡Atenta y toma nota!

Cebolla

Ingredientes

1 cebolla

2 tazas de agua (500 ml)

Preparación y aplicación

Para iniciar debes cortar una cebolla por la mitad y cocinarla con medio litro de agua. Luego, colócate delante del cazo e inspira lentamente durante unos minutos. Otra opción con cebollas es cortarla en rebanadas y mantenerlas lo más cerca posible de la nariz. También puedes usar un exprimidor de jugos y aplicar unas gotas en el borde de la fosa nasal.

Limón

Ingredientes

El jugo de 1 limón

1 algodón

Preparación y aplicación

Súper fácil, lo que debes hacer es exprimir un limón y embeber en una bola de algodón. Posteriormente, colócala dentro del orificio que sangra, sin ejercer presión. Probablemente arda un poco, pero no lo retires hasta que hayan pasado 20 minutos.

Pimienta de cayena

Ingredientes

1 pizca de pimienta de cayena

1 taza de agua (250 ml)

Preparación y aplicación

Para este remedio casero debes añadir la cayena en una taza de agua tibia. Luego, bebe como si fuese un té o embebe un algodón e introduce en la fosa nasal que sangra durante unos minutos.

Agua salada

Ingredientes

1 puñado de sal gruesa

1 taza de agua (250 ml)

Preparación y aplicación

En este caso lo que debes hacer es añadir un puñado de sal gruesa en una taza de agua tibia y mezcla bien. Seguidamente, con un gotero o similar introduce unas gotas en la nariz cuando sangra. En instantes la hemorragia se detendrá ya que el agua salada actuará como cicatrizante.

Té de ortiga

Ingredientes

1 taza de agua (250 ml)

3 cucharadas de ortiga seca (45 g)

Preparación y aplicación

Para iniciar, añade la ortiga seca en una taza de agua hirviendo y deja infusionar. Tras dejar reposar cinco minutos filtra y moja un algodón, el cual colocarás dentro de la fosa nasal afectada.

Es indispensable aclarar que, si tras aplicar estos remedios caseros, el sangrado no se detiene, debes acudir con un especialista, para diagnosticar el origen de esta hemorragia y tratarlo. Lo mismo si te sangra la nariz muy seguido.

Te puede interesar