Viral de niñas peleando: ¿Por qué reírse del acto es un grave error?

Psicóloga y terapeuta hace una importante advertencia a los padres de familia. 

En las últimas horas, las redes sociales remecieron por un vídeo que muestra una pelea entre dos menores. La niña que cumplía 3 años reaccionó de una manera que nadie esperaba contra su hermana que osó soplar las velas del pastel sin su consentimiento.

La escena causó todo tipo de reacciones en redes. Algunos aplaudieron la actitud de la menor que se burló y le arrebató el momento de felicidad a su hermana, y otros, apoyaron la reacción que tuvo la niña contra quien le hizo pasar un mal momento.

Al respecto, Johana María Herrera, especialista en psicología educativa y desarrollo humano, terapia sistémica familiar del Centro Zueh, explicó que estas reacciones manifiestan la ausencia de una correcta enseñanza sobre el manejo de emociones.

"Es probable que estos actos se hayan manifestado anteriormente y que el adulto a cargo no haya tenido una correcta intervención", señaló en exclusiva para Wapa.pe.

Asimismo, indicó que el comportamiento de la menor que osa soplar las velas de su hermana es una acción de burla que si no es corregido y uno tiende a reírse, lo que hace es reforzar estas actitudes que desencadenan las famosas "bromas pesadas".

 

"Algunas veces vemos que alguien se cayó o algo y nos burlarnos, y al no corregir esa reacción, reforzamos una conducta. Esto está mal porque estamos afectando a otros", explicó.

"La niña no tendría que haber soplado las velas y generarle malestar a su hermana, pero si no hay un adulto que la ayude a orientarse y a trabajar la espera, se dan estas situaciones", agregó.

Sobre la reacción de la cumpleañera que agredió a su hermana en un ataque de desespero, indicó: "Es cierto que, tras una molestia que genera indignación, la primera reacción es la agresión porque despierta en el ser humano el lado primitivo; pero eso no es razón para que se permita".

"El adulto no solo debe decirle a la menor que eso está mal y que no lo debe hacer, sino explicarle el cómo reaccionar de manera distinta, porque muchas veces usamos el "no lo hagas" y no explicamos el por qué y tampoco brindamos alternativas de solución", mencionó para este medio.

Para la especialista, la reacción de ambas niñas que son hermanas es una clara advertencia de que es importante enseñarles a nuestros hijos a que deben de respetar espacios y tiempos entre hermanos. Además, el adulto a cargo debe ayudar en la comprensión de este mensaje. 

Recomendaciones

Herrera hizo énfasis en que no está mal experimentar emociones como la tristeza, la alegría o el enojo; lo que está mal es no saber cómo reaccionar y no buscar alternativas de solución.

"Los niños están en etapa de crecimiento, de aprendizaje y pueden sentir celos u otras emociones que los hace reaccionar de diferentes maneras; pero es el adulto quien debe ayudarlo a pensar y evitar situaciones así", manifestó.

¿Por qué no debemos tomar este caso de manera anecdótica?

Asimismo, indicó que los usuarios no deberían hacer un juicio sobre las reacciones de las menores, porque ellas están en un proceso de aprendizaje y estas acciones no definen su futuro.

Es necesario señalar que, todo niño aprende con el ejemplo; entonces, si un padre le dice a su hijo que no reaccione de manera violenta ante un estímulo, pero el padre violenta a su hijo cuando hace algo malo, le estamos dando un mensaje contradictorio. 

 

Te puede interesar