Quemaron la camioneta de un bombero por sospechas de COVID-19: “Si no te mata el virus, te mata la gente”

Sus vecinos incendiaron la camioneta que el bombero usa para trabajar.

Cuando uno escucha el relato de Emanuel Gilabert se le escarapela la piel. El bombero voluntario, quien trabaja como fletero de un corralón y una mueblería en Córdoba, Argentina, fue víctima de un atentado por parte de sus vecinos.

“Tuve contacto por mi trabajo con un sospechoso de COVID-19​. Era contacto de contacto. Me dijeron que no era necesario que me aislara y que tenía que esperar que a mi contacto le hicieran el hisopado y le dio negativo. Me encerré por las dudas en mi departamento”, contó el hombre de 33 años al medio argentino ‘La Voz del Interior’.

Gilabert menciona que los gritos lo alertaron.  Por eso, salió a la vereda y vio incendiarse su camioneta Ford F-100, la cual la usa para hacer su trabajo.

“No sé cómo se pueden haber enterado. No dijimos nada, le conté sólo a mi familia y a la gente del trabajo. Se empezó a correr la bola. Nos llamaban por teléfono, pero a todos les explicábamos que los contactos habían salido negativo”, mencionó.

Aunque él siempre contestaba a las llamadas que le hacían para preguntar si el rumor era cierto, él respondía que el sospechoso había dado negativo.

Todo comenzó al enterarse de que un contacto laboral era sospechoso de coronavirus, Gilabert se autoaisló en su departamento, "por las dudas".

"Mi madre me dejaba leña en la puerta de la casa porque estos días estuvo muy frío", contó cómo pasó los días en su casa de esa población del valle de Punilla, y lindante a la ciudad de Villa Carlos Paz.

"Mi reflexión es que no sabés si hay que ser consciente y aislarte, o salir y no decirle nada a nadie", dijo el bombero. Y cerró: "De esta forma, o te mata el virus o te mata la gente mal intencionada".

Te puede interesar