Ciervo que cayó a un estanque de agua fue rescatado por bomberos

Los bomberos de Castelnaudary compartieron en Facebook el trabajo que realizaron para salvar a un ciervo que había caído a un estanque de agua cuando intentaba curiosear.

Los animales han demostrado ser curiosos por naturaleza, pero aquel sentido aventurero que presentan casi termina por costarle la vida a un ciervo que acaparó varias páginas en Facebook luego de haber caído a un estanque de agua ubicado en la localidad de Castelnaudary, en Francia.

La emergencia fue alertada por un trabajador que estaba de turno, quien avisó a las autoridades para que acudieran al auxilio del mamífero. Sin embargo, luego de varios minutos, los rescatistas se hicieron presente en el lugar para iniciar un "plan de evacuación" y evitar que el venado pueda sufrir mayores consecuencias.

El equipo de bomberos de Castelnaudary analizaron la situación y, tras varios minutos, decidieron ingresar a la alberca para socorrer al asustado animal que no presentó lesión alguna a pesar de la grave caída. Los encargados del trabajo no tuvieron más opción que sacar al ciervo cargándolo en hombros con la intención de que haga esfuerzo.

El Suboficial Olivier Baro y el Cabo Clément Roig, encargados de la misión, solicitaron ayuda al grupo GRIMP (Grupo de Reconocimiento e Intervención en Entornos Peligrosos) para que contribuyan en el rescate del animal salvaje, quien nunca puso resistencia ni muchos menos mostró actitud violenta.

Los héroes de la sociedad

"Los bomberos son 'superhéroes' de carne y hueso que son capaces de hacer cualquier cosa por el bienestar de la sociedad. No importa las consecuencias, ellos siempre estarán ahí", comentaron varios usuarios de Facebook que compartieron las imágenes de los Bomberos de Castelnaudary.

Según muestran en redes, los rescatistas lucieron felices de contribuir en el rescate del ciervo generando miles de reacciones y cientos de comentarios donde todos compartieron el mismo pensamiento.

Un lugar para tener cuidado

Varias organizaciones se pronunciaron en Facebook para explicar que la ciudad francesa "no está habilitada" para el tránsito de animales salvajes, ya que la gran mayoría son curiosos por naturaleza y no han logrado experimentar el peligro de la "selva de cemento".

Te puede interesar