Un can congelado de 18 mil años sería el primer perrito que existió

En algún momento de la historia, el ser humano pudo domesticar a los lobos para transformarlos en sus fieles compañeros de caza. Ahora, sobre esa etapa de domesticación se podrá aprender un poco más, luego de que se encontraran los restos de un perro en Siberia.

El cachorro hallado tiene alrededor de 18 mil años muerto y podría ser la clave para entender mejor el proceso en el que los perros pasaron a ser el “mejor amigo del hombre”.

Fue durante el verano de 2018 cuando los científicos del Centro Sueco de Paleogenómica, Love Dalen y David Stanton, descubrieron el cadáver en el permafrost siberiano (suelo congelado) cerca al río Indigirka, en la región de Yakutia.

Después de estudiarlo por algunos meses, los investigadores compartieron las imágenes y lo más relevante es cuando expresan que podría tratarse del rastro más antiguo de un perro doméstico, aunque no descartan que se trate de un lobo.

“Si fuera un lobo moderno sería sencillo decirlo, pero dado que se trata de un animal de una población que vivió en un momento en que perros y lobos eran mucho más parecido, es muy difícil de decir ahora”, comenta David Stanton al medio Voz Pópuli.

Stanton también indicó que “se sabe que es un cachorro que solo tenía unas semanas de vida cuando murió” y de acuerdo con las pruebas realizadas con radiocarbono, se trata de un macho que murió hace casi 18 mil años.

El investigador también explicó que conocer la especie es un desafío, ya que en ese período inició la domesticación de diversas especies de caninos.

Estas pesquisas se han conseguido gracias al estado de conservación del cuerpo, pues incluso tiene la dentadura y el pelaje intactos, lo que hace que parezca muerto recientemente.

En la investigación también han colaborado científicos rusos dirigidos por el doctor Sergei Federov del Instituto de Ecología Aplicada del Norte, quienes bautizaron como “Dogor” a este ejemplar, que en su idioma se transcribe como “amigo”.

Te puede interesar

SÍGUENOS